Encarcelado sin cargos ni juicio: Israel libera a preso palestino que permaneció 141 días en huelga de hambre

25 de febrero de 2022

La huelga de hambre de Hawash se debió a su detención bajo el régimen israelí de detenciones administrativas, por el que mantienen a palestinos encarcelados sin cargos ni juicio por períodos renovables, que oscilan entre tres y seis meses, sobre la base de presuntas pruebas secretas que ni el abogado ni el detenido pueden revisar.

Israel liberó hoy al preso palestino Hisham Abu Hawash, quien permaneció durante 141 días en una huelga de hambre que finalizó a comienzos del pasado mes de enero, tras el compromiso de las autoridades israelíes de liberarlo este mes.

La liberación de Hawash fue confirmada hoy por el Ministerio de Detenidos de la Autoridad Nacional Palestina (ANP) y marca el final de su detención, que comenzó el 27 de octubre de 2020 y fue extendida en tres ocasiones.

La huelga de hambre de Hawash se debió a su detención bajo el régimen israelí de detenciones administrativas, por el que mantienen a palestinos encarcelados sin cargos ni juicio por períodos renovables, que oscilan entre tres y seis meses, sobre la base de presuntas pruebas secretas que ni el abogado ni el detenido pueden revisar.

Cuando Israel accedió a la liberación de Hawash el pasado 4 de enero, este palestino de 40 años y miembro del grupo islamista Yihad Islámica, considerado terrorista por Israel, Estados Unidos y la Unión Europea, estaba hospitalizado en estado crítico y su situación había desencadenado múltiples manifestaciones en Cisjordania ocupada pidiendo su liberación inmediata.

Si bien su caso atrajo mayor atención por la extensa duración de su huelga de hambre, tan solo el año pasado más de 60 reos, también en detención administrativa, apelaron al mismo método de protesta, dos de los cuales aceptaron cesarla a mediados de noviembre, tras 115 días y ante el compromiso de Israel de liberarlos.

Fuente: Swiss Info

El lobby pro-israelí ve cómo más activistas palestinos salen libres de los tribunales

Foto: activistas de Acción Palestina ocupan el balcón de las oficinas de la empresa de armas israelí Elbit Systems el 6 de agosto de 2021 en Londres, Inglaterra [Guy Smallman/Getty Images].

21 de enero de 2022

Por Yvonne Ridley

Todos sabemos que los grupos de presión política pueden ser influyentes, y que los que apoyan al Estado ocupante de Israel son más influyentes que la mayoría en Occidente. Sin embargo, parece que dicha influencia puede estar disminuyendo, especialmente en lo que respecta a los tribunales británicos. Se ha visto que se ha hecho justicia y, una vez más, se ha hecho a favor de los activistas pro-palestinos que atacaron las mortíferas fábricas de drones de Israel en el Reino Unido.

En lo que se considera otra sorprendente victoria judicial para los activistas de Acción Palestina, el último caso contra el grupo se ha derrumbado después de que el juez haya ordenado que se retiren los cargos. Durante la vista del jueves, la fiscalía no ofreció ninguna prueba después de que los graves fallos de la policía impidieran que los tres activistas tuvieran un juicio justo.

El juicio se centró en una jornada de acción celebrada el 5 de julio del año pasado, cuando tres mujeres de Palestine Action cerraron las instalaciones de Vine Property Management en Birmingham como parte de una campaña más amplia dirigida a los proveedores, socios y arrendadores del fabricante israelí de aviones no tripulados Elbit Systems Ltd. Antes de esto, otros activistas encadenaron las puertas, ocuparon el techo y rociaron el sitio con pintura roja para señalar su complicidad en el asesinato de palestinos. La acción consiguió paralizar las operaciones, ya que los activistas exigieron que se pusiera fin a la complicidad de la empresa inmobiliaria en las operaciones de Elbit y, por extensión, en los crímenes de guerra israelíes.

Las tres mujeres fueron acusadas de daños penales, allanamiento de morada y resistencia a la autoridad tras ocupar las oficinas de Vine Property Management. La empresa opera bajo el nombre de Fisher German y administra la propiedad utilizada por la fábrica de armas de Elbit en Shenstone.

La decisión del tribunal llega apenas un mes después de que otros tres activistas fueran también absueltos de daños penales durante el bloqueo de otra fábrica de Elbit. En diciembre, el Tribunal de Magistrados de Birmingham emitió un veredicto de «no culpabilidad» contra los llamados «Tres de Elbit», que fueron absueltos de causar daños penales cuando bloquearon la fábrica de motores para aviones no tripulados de Elbit en Shenstone (Staffordshire), la misma fábrica gestionada por Vine Property Management. Los abogados de la defensa dijeron durante el juicio que la empresa era cómplice del negocio de derramamiento de sangre de Elbit, y acusaron a la fiscalía de abuso de proceso.

De este modo, los miembros de Palestine Action han ganado de hecho las dos causas judiciales emprendidas contra ellos. Incluso los tribunales parecen entender la necesidad, y la proporcionalidad, de tomar medidas para socavar la complicidad británica en los crímenes de guerra israelíes.

Manifestación en apoyo al grupo de activistas «Acción Palestina» en Leicester, Reino Unido, el 21 de mayo de 2021 [Vudi Xhymshiti/Anadolu Agency].

Lo diferente de este último caso en el que estaban implicados los activistas de Acción Palestina es que se derrumbó prácticamente antes de empezar, lo que permitió a los tres acusados salir en libertad tras un segundo resultado humillante para Elbit. Los activistas, representados por Lydia Dagostino de Kelly’s Solicitors, ni siquiera tuvieron tiempo de presentar su caso sobre la necesidad de tomar medidas para acabar con la complicidad británica en los crímenes de guerra israelíes. Tras el caso, se mostraron exultantes. «Este activismo es necesario y proporcionado a la luz de los crímenes de guerra y los abusos contra los derechos humanos cometidos con los productos de Elbit», explicaron.

«Si incluso el sistema judicial es capaz de reconocer esto, y el CPS es incapaz de presentar un caso viable, Palestine Action ha pedido que se ponga fin al acoso policial, a la intimidación y a que provoquen lesiones físicas cuando detienen a los activistas, detenciones que no terminan sistemáticamente en un juicio exitoso», dijo el grupo en una declaración escrita.

Quizás los policías británicos estarían mejor empleados persiguiendo a los verdaderos villanos que son cómplices de los crímenes de guerra israelíes contra los palestinos. Los drones Hermes y Watchkeeper de Elbit tienen capacidades letales y se despliegan contra civiles palestinos en la asediada Franja de Gaza. El avión no tripulado Hermes es descrito como la «columna vertebral» de las misiones de vigilancia y de selección de objetivos de Israel.

En un caso relacionado, grupos de campaña en Gran Bretaña han reclamado una «enorme victoria» contra Elbit Systems, que según ellos se ha visto obligada a cerrar una de sus fábricas en el Reino Unido tras una protesta directa de 18 meses por parte de Palestine Action. Elbit vendió su negocio Ferranti Power and Control en Manchester a TT Electronics por 12 millones de dólares en un acuerdo que la empresa israelí completó, aparentemente, como parte de la reestructuración de sus operaciones en el Reino Unido.

«La producción de armas, aviones no tripulados y tecnología militar depende de una red interconectada y masiva de empresas cómplices», dijo Palestine Action. «Estamos comprometidos con el desmantelamiento de esta red, exigiendo que las empresas cesen su asociación con Elbit a menos que quieran ser cerradas junto con ellos». El mensaje a todas las demás empresas con las manos manchadas de sangre palestina es sencillo: hasta que no pongan fin a su facilitación de la brutal represión de los palestinos por parte de Israel y rompan sus vínculos con Elbit, Palestine Action les cerrará el grifo y pondrá fin a su contribución al genocidio por ustedes.»

Aunque este mensaje resuena claramente en los tribunales británicos, todavía no ha dado sus frutos en el Parlamento británico, donde, lamentablemente, algunos políticos siguen estando en el bolsillo de Israel. Esto es así a pesar de la impactante exposición de Al Jazeera y la investigación televisiva en cuatro partes The Lobby, que reveló el escandaloso papel de un empleado de la Embajada de Israel en el cabildeo y la selección de políticos británicos. El hecho de que el lobby se sienta capaz de «derribar» a un parlamentario electo, y que tenga el dinero para intentarlo, es una mancha en la política británica.

Yvonne Ridley: La periodista y autora británica Yvonne Ridley ofrece análisis políticos sobre asuntos relacionados con el Oriente Medio, Asia y la Guerra Mundial contra el Terrorismo. Su trabajo ha aparecido en numerosas publicaciones de todo el mundo, de Oriente a Occidente, desde títulos tan diversos como The Washington Post hasta el Tehran Times y el Tripoli Post, obteniendo reconocimientos y premios en los Estados Unidos y el Reino Unido. Diez años trabajando para grandes títulos en Fleet Street amplió su ámbito de actuación a los medios electrónicos y de radiodifusión produciendo una serie de películas documentales sobre temas palestinos e internacionales desde Guantánamo a Libia y la Primavera Árabe.

Fuente: https://www.monitordeoriente.com

 

Un Estado huye de decisiones estratégicas

07 de enero de 2022

Por Daniel Kupervaser

En la famosa novela de David Grossman “Una mujer huye de noticia”, Ora, su personaje central y madre de soldado israelí, decide optar por un largo paseo para huir de su casa y así evitar enfrentar al oficial del ejército que le anuncie la muerte de su hijo en operativo militar. De la misma manera, el liderazgo israelí prefiere huir de enfrentar la imprescindible necesidad de separación civil de los palestinos de Cisjordania, a sabiendas que la continuidad de la estrategia denominada “administrar el conflicto” en el marco de un statu quo inevitablemente concluirá en una tragedia histórica con la consolidación de un estado binacional palestino-judío.

Mas de dos décadas atrás, Ehud Barak, entonces primer ministro de Israel, acuñó una consigna que se convirtió en el pretexto básico de la mayoría de los componentes del mapa político israelí para justificar el statu quo que impide todo avance en la solución del conflicto con los palestinos: “No hay interlocutor serio del lado palestino” (Ynet, 7-10-2000).

Verdad, Netanyahu juró y perjuró estar dispuesto a aceptar una solución basada en la fórmula de dos estados, pero durante sus 12 años de mandato demostró lo contrario. En la práctica, el ex primer ministro de Israel no dejó de sabotear toda posibilidad de concretar esta idea, o alternativamente, aprovechar toda oportunidad para promover la anexión de territorios de Cisjordania a Israel, como lo fue el plan de paz de Trump. La firme oposición del ex presidente de USA hizo fracasar esta iniciativa.

El nuevo gobierno liderado por Bennet recibió el apodo de “gobierno de cambio”. A decir verdad, en el frente palestino efectivamente se perfila como gobierno de cambio: abandonaron el embuste y ahora expresan claramente sus intenciones, que no son más que insistir con las mismas políticas del gobierno anterior: mantener el statu quo.

Las declaraciones del primer ministro Bennet, como el informe de los encuentros entre el ministro de defensa Gantz con Mahamoud Abbas, confirman claramente que, la intención de Israel en sus contactos con la Autoridad Palestina solo apunta a centrarse en el fortaleciendo de la ayuda y cooperación en los campos económicos y civiles, como así también, en mantener la estabilidad, seguridad y prevenir el terrorismo y la violencia. Nada de horizonte de una posible solución política. Básicamente lo que se denomina “administrar y no solucionar el conflicto”.

Dos días atrás, el canciller Yair Lapid se encargó de reafirmar esta línea política. En una reunión con el periodismo confesó: “También después de la rotación en la función de primer ministro, en agosto de 2023, la composición del gobierno permanecerá igual y los acuerdos de la coalición lo mismo. Si decidimos que no hay negociaciones con los palestinos, entonces no hay negociaciones. Yo sé que 5 millones de palestinos no se van a ir a ningún otro lugar, pero en la realidad actual, también después de la rotación, la coalición estará comprometida a los mismos acuerdos. Cuando asuma como primer ministro no negociaré con el presidente de la Autoridad Palestina” (“Canciller israelí con pronóstico problemático”, N12, 3-1-22).

La arrogancia política israelí y la irresponsabilidad de su liderazgo, cada día escala a niveles incomprensibles. Ya ni siquiera, como en el pasado reciente, culpan a los palestinos de no dar la mano para avanzar en un acuerdo de paz. Por su propia iniciativa ya arribaron a un estado binacional de facto con un 50% de población palestina en una carrera que muy pronto lo consolidarán de jure.

Este escapismo fue motivo de una dura crítica por parte de varios sectores. Solo recurriremos a uno muy relevante en boca del General (en retiro) Amos Gilead, quien cumplió funciones en los servicios de inteligencia del ejército de Israel, secretario de Seguridad y Política del ministerio de defensa de Israel y hoy director del Instituto de Investigaciones de Estrategia de la Universidad Reichman, Herzlya, Israel.

Dice el general Gilead: “Israel no puede permitirse ser pasivo hacia aspectos centrales relacionados con su seguridad y futuro. Las decisiones relacionadas con la situación en Cisjordania exigen una madurez de conciencia que se concentre en los procesos en vez de estar enfocado en los acontecimientos diarios. De modo concreto es necesario comprender que las conductas actuales basadas en la visión de la “paz económica” o “administración y limitación del conflicto para conseguir tranquilidad”, no son suficientes para una solución estratégica, y en la práctica esconden un movimiento permanente hacia una realidad de un estado binacional. Es necesario que el liderazgo se dedique a una discusión interna y también pública sobre la necesidad de separación territorial” (“Ministros, despierten: 3 temáticas existenciales que Israel no puede postergar”, N12, 3-1-22).

No es necesario un Wase político para fácilmente llegar a la conclusión que todo tiempo que el liderazgo israelí huya de la toma de decisiones estratégicas y se aferre a “administrar el conflicto” con los palestinos en vez de planificar una tajante y sustentable separación civil de las poblaciones, forzosamente Israel arribará en un futuro próximo a un estado binacional judío-palestino. Tampoco es necesario detallar las trágicas consecuencias que este devenir asegura tanto al pueblo judío que reside en Israel, como el de la diáspora.

Ojalá me equivoque

Daniel Kupervaser

Herzlya – Israel 7-1-2022

http://daniel.kupervaser.com/

kupervaser.daniel@gmail.com@KupervaserD

Trump: pensé que los israelíes harían cualquier cosa por la paz, pero descubrí que eso no es cierto

11 de diciembre de 2021

Por By TOI STAFF

En citas adicionales del nuevo libro, el ex presidente dice que Netanyahu ‘nunca’ quiso un acuerdo de paz, llama a Abbas una figura ‘paterna’, afirma que evitó la anexión: ‘Me enojé y lo detuve’.

En extractos de la entrevista recientemente publicados el sábado, el ex presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, ofreció puntos de vista más sorprendentemente francos sobre el liderazgo de Israel durante su mandato, un día después de que fue citado en un asombroso asalto al ex primer ministro Benjamin Netanyahu.

En los últimos comentarios grabados transmitidos por el Canal 12, Trump dijo que creía que Netanyahu “no quería hacer las paces. Nunca lo hizo»; afirmó que impidió que el líder israelí anexara tierras de Cisjordania («Me enojé y lo detuve»); ofreció su opinión favorable sobre el ministro de Defensa Benny Gantz (“Creo que [él] quería hacer un trato … si ganaba, creo que sería mucho más fácil”); y su visión en evolución sobre el conflicto israelo-palestino («Yo [había] pensado que los palestinos eran imposibles, y los israelíes harían cualquier cosa para lograr la paz y un acuerdo. Descubrí que eso no es cierto»).

Hablando con el periodista Barak Ravid a principios de este año para un próximo libro, el ex presidente comentó sobre sus esfuerzos para mediar entre Jerusalén y Ramallah, y su sensación a medida que pasaba el tiempo de que Netanyahu no estaba realmente interesado en llegar a un acuerdo.

Trump dijo que cuando asumió el cargo, le había pedido a Netanyahu propuestas hacia los palestinos, lo que planteaba la posibilidad de un congelamiento de la construcción en Cisjordania, pero el líder israelí a menudo objetó.

«Bibi no quería hacer un trato», dijo, usando el apodo de Netanyahu. “Incluso más recientemente, cuando se nos ocurrieron los mapas” como parte del plan de paz de su administración, la reacción de Netanyahu fue “’Oh, esto es bueno, bueno’, todo siempre fue genial, pero él nunca … no quería hacer un trato.

“Ahora no sé si no quiso hacerlo por razones políticas o por otras razones. Ojalá hubiera dicho que no quería hacer un trato, en lugar de…. Porque mucha gente le dedicó mucho trabajo. Pero no creo que Bibi hubiera llegado a un acuerdo. Esa es mi opinión. Creo que el general [Gantz] quería hacer un trato «.

Trump dijo que creía que el presidente de la Autoridad Palestina, Mahmoud Abbas, “quería hacer un trato más que Netanyahu. Y seré honesto, tuve un gran encuentro con él, Abbas, cierto. Tuve un gran encuentro con él. Y pasamos mucho tiempo juntos, hablando de muchas cosas. Y era casi como un padre. Quiero decir, fue tan agradable, no podría haber sido más amable «.

Trump recordó que luego le dijo a Netanyahu que “Tuve una muy buena reunión con Abbas. Definitivamente podemos hacer un trato «. ¿La respuesta del líder israelí? “’Bueno, pensemos en ello. No nos movamos demasiado rápido, ¿sabes? Después de que empezó a hablar, le dije, espera un minuto, no quieres hacer un trato.

“Y él dijo, ‘Bueno, uh, uh, uh’. Y el hecho es que no creo que Bibi haya querido nunca hacer un trato.

“Pensé que los palestinos eran imposibles y que los israelíes harían cualquier cosa para hacer la paz y llegar a un acuerdo. Descubrí que eso no es cierto «.

A pesar de la frustración de Trump con Netanyahu, reconoció a Jerusalén como la capital de Israel y anunció la reubicación allí de la embajada estadounidense, lo que llevó a los palestinos a romper los lazos con Washington.

«No creo que Bibi haya querido nunca hacer las paces», repitió Trump. “Creo que simplemente nos hizo tapping … ‘No, no, queremos, queremos’ … Pero creo que Bibi no quería hacer las paces. Nunca lo hizo.»

Trump fue mucho más positivo en sus comentarios sobre Benny Gantz, quien en 2020 formó un gobierno de poder compartido con Netanyahu, y se suponía que lo reemplazaría como primer ministro después de un período de tiempo determinado (el acuerdo nunca se cumplió, el gobierno colapsó y nuevas elecciones expulsaron a Netanyahu del poder).

Entonces, Benny Gantz. Realmente me agrada mucho. Yo pensé que el era genial. Vino a la Casa Blanca. Era alguien que, en mi opinión, hubiera sido mucho más fácil hacer un trato con los palestinos … Los palestinos odian a Netanyahu. Lo odian con pasión. No odiaban a Gantz. Ellos no lo odiaron.

“Me gustó mucho el general. De hecho, les dije a Jared [Kushner] y David [Friedman], que si él se convertía en el tipo, si ganaba, creo que sería mucho más fácil ”, dijo Trump, refiriéndose a su yerno y asesor. y su embajador en Israel, respectivamente.

Cuando Trump anunció su plan de paz en enero de 2020, Netanyahu afirmó de inmediato que la administración había dado su visto bueno a Israel para anexar grandes partes de Cisjordania que contenían asentamientos israelíes, para júbilo de la derecha israelí y alarma de los palestinos y muchos observadores internacionales.

Pero Washington rápidamente expresó sus reservas y, a medida que pasaba el tiempo, se hizo evidente que, de hecho, no se había dado la supuesta luz verde. Israel finalmente abandonó el plan de anexión como parte de su acuerdo para normalizar las relaciones con los Emiratos Árabes Unidos y Bahrein más tarde ese año, bajo los auspicios de Estados Unidos.

Trump, en la entrevista, dijo que él mismo había detenido el plan de anexión israelí.

“Me enojé y lo detuve, porque en realidad eso era ir demasiado lejos. Eso fue ir demasiado lejos, ya sabes, cuando [Netanyahu] hizo el gran «Construyamos». Tomemos todo y comencemos a construir sobre ello ‘. No estábamos contentos con eso «.

Trump también habló de su popularidad en Israel , uno de los únicos países del mundo en el que obtuvo calificaciones favorables consistentemente.

“En Israel, soy la persona más popular… ¿Quiénes son el 20 por ciento [en Israel que no me apoya] que es tan ingrato? Son malas personas «.

Trump habló con Ravid en abril y julio para el nuevo libro en hebreo del periodista, «Trump’s Peace», sobre los acuerdos de normalización de los Acuerdos de Abraham entre Israel y los estados árabes, que fueron negociados bajo la administración Trump.

Los extractos de las entrevistas también fueron publicados el viernes por el diario Yedioth Ahronoth y por el Canal 12, antes del lanzamiento del libro.

En extractos publicados el viernes, Trump atacó a Netanyahu por felicitar ostensiblemente a Joe Biden horas después de que todos los principales medios de comunicación lo declararan ganador de las elecciones de 2020.

“Llegó muy temprano. Como antes que la mayoría. No he hablado con él desde entonces. Que se joda ”, dijo Trump.

“Nadie hizo más por Bibi. Y me gustó Bibi. Todavía me gusta Bibi ”, dijo Trump, refiriéndose a Netanyahu por su apodo. Él era «el hombre por el que hice más que cualquier otra persona con la que traté».

“Pero también me gusta la lealtad. La primera persona en felicitar a Biden fue Bibi. Y no solo lo felicitó, lo hizo en cinta. Y estaba en cinta «.

En realidad, Netanyahu tardó bastante en felicitar a Biden en noviembre del año pasado, y lo hizo durante muchas horas después de muchos otros líderes mundiales.

Trump dijo que su decisión de retirarse del acuerdo nuclear de 2015 con Irán, al que la administración actual está tratando de regresar, se debió «a mis relaciones con Israel» y no a sus vínculos personales con Netanyahu.

Y afirmó que si no lo hubiera hecho, «creo que Israel ya habría sido destruido».

“Ahora Biden volverá al trato porque no tiene ni idea. Los israelíes se opusieron a este acuerdo y Obama no los escuchó. La decisión de retirarme del trato se debió a mis relaciones con Israel, no con Bibi. Esos eran mis sentimientos hacia Israel «.

Trump también dijo que había salvado a Netanyahu en las elecciones de abril de 2019 de Israel al reconocer los Altos del Golán como territorio israelí. Esa elección fue la primera de cuatro encuestas nacionales inconclusas en dos años de caos político que duró hasta que Netanyahu fue destituido del poder por el gobierno actual.

«Tomemos el Golán, por ejemplo», dijo Trump. “Eso fue un gran problema. La gente dice que fue un regalo de $ 10 mil millones. Lo hice justo antes de las elecciones, lo que le ayudó mucho … habría perdido las elecciones si no fuera por mí. Entonces ató. Subió mucho después de que lo hice. Subió 10 puntos o 15 puntos después de que hice Golan Heights «.

Las declaraciones de Trump en las entrevistas respaldan los informes del periodista estadounidense Michael Wolff, quien escribió en su relato sobre la presidencia de Trump que consideraba el mensaje de Netanyahu a Biden como la «máxima traición».

Trump se enfureció con sus ayudantes porque Netanyahu felicitó a Biden «antes de que la tinta se secara». El libro de Wolff, “Derrumbe: Los últimos días de la presidencia de Trump”, se publicó en julio.

Trump se negó a admitir la derrota, hizo acusaciones infundadas de fraude grave y prometió llevar su caso a los tribunales, acciones que finalmente alentaron a sus seguidores a asaltar el edificio del Capitolio de Estados Unidos en un intento por detener la certificación de la victoria electoral de Biden.

La aparente ira de Trump se produjo a pesar de que Netanyahu fue uno de los últimos líderes mundiales importantes en felicitar a Biden y a la vicepresidenta Kamala Harris.

En respuesta a las citas, la oficina de Netanyahu dijo el viernes que «realmente aprecia» el respaldo de Trump a Israel, pero «también aprecia realmente la importancia de la fuerte alianza entre Israel y los EE. UU., Y por lo tanto era importante para él felicitar al entrante presidente.»

Fuente: https://www.timesofisrael.com

Nuevo informe filtra más detalles del “acuerdo del siglo” de EEUU

07 de mayo de 2019

Un nuevo informe revela con mayor detalle algunos de los principios del llamado “acuerdo del siglo” impulsado por el Gobierno de EE.UU.  La agencia palestina de noticias Maan ha publicado este martes un texto que estaba circulando entre los medios vinculados al ministerio de exteriores de Israel, que recoge, supuestamente, las líneas generales del ‘plan de paz’ entre israelíes y palestinos propuesto por Washington.

Read More…

La tregua entre Israel y Hamás crea un nuevo escenario en la Franja de Gaza

Un palestino se sienta en un edificio destruido por los ataques aéreos israelíes en Gaza | Reuters/ Mohammed Salem

07 de mayo de 2019

El conflicto armado del pasado fin de semana ha sido bastante intenso, pero también limitado en el tiempo. Solo ha durado dos días, pero ha abierto la posibilidad de aliviar la situación de la población palestina en la Franja de Gaza. Nunca como ahora, Hamás había estado tan cerca de conseguir su objetivo de levantar el bloqueo. Read More…

Los palestinos resisten la presión árabe para que acepten el ‘acuerdo del siglo’

Foto: manifestantes despliegan una bandera de Palestina durante una protesta junto a la frontera en Gaza. – REUTERS

02 de mayo de 2019

El príncipe saudí Mohammad bin Salman presionó al presidente palestino, Mahmud Abás, para que aceptara el acuerdo del siglo. Documentos oficiales jordanos revelan el alcance de presiones a las que los palestinos están haciendo frente sin la ayuda de los líderes árabes, o al contrario, contra la actitud de los líderes árabes que defienden las posiciones de Israel.

Read More…

“Jordania concedería ciudadanía a un millón de palestinos dentro del plan de paz de Trump”

Foto: el rey Abdallah II y Donald Trump Foto: Shealah Craighead Casa Blanca Wikimedia Dominio Público

05 de abril de 2019

El diario libanés Al Akhbar reportó que el plan de paz para el Oriente Medio de la Administración Trump, llamado el “Acuerdo del Siglo”, incluye la masiva naturalización de palestinos por parte de Jordania, la cesión de territorios jordanos a Israel y la formación de una confederación tripartita entre Jordania, la Autoridad Palestina y la Administración Civil, un órgano del ministerio de Defensa de Israel que se desempeña como oficina de enlace con los palestinos de Cisjordania.

Read More…

LOS CONCEPTOS, OPINIONES E INFORMACIONES EMITIDAS EN PALESTINASOBERANA.INFO SON RESPONSABILIDAD DIRECTA DE QUIENES LAS ELABORAN Y NO NECESARIAMENTE REPRESENTAN LA POLÍTICA EDITORIAL DE ESTE MEDIO
Shale theme by Siteturner