Demolición de viviendas palestinas y la justicia de Israel

25 de diciembre de 2021

Por Daniel Kupervaser 

La instancia superior de justicia en Israel, la Corte Suprema de Justicia, está constituida por 15 jueces cuya cadencia finaliza inexorablemente a la edad de 70 años. Salvo situaciones de fuerza mayor o incontrolables, todos los jueces cumplieron hasta ahora el período legal prescripto hasta su jubilación. Durante el mes de diciembre de 2020 y a la edad de 65 años, de forma totalmente sorpresiva y sin manifestar motivo alguno, el juez Menachem Mazuz dio a conocer su propósito de renunciar a la distinguida función del alto tribunal en el mes de abril de 2021.

Hoy se sabe el por qué.

En una detallada entrevista al conocido periodista Gidi Waitz, el juez en retiro Mazuz, dibujó una preocupante imagen de la justicia israelí (“El jinete solitario”, Haaretz, 24-12-2021). En esta corta nota solo acentuaremos una de sus acotaciones respecto de la decadencia e injusticias propias del Estado Judío.

Pregunta: “Manny Mazuz, con referencia a resoluciones referidas a la demolición de viviendas de familias de terroristas palestinos usted afirma que la Corte Suprema de Justicia da respaldo a un acto ilegal. ¿Por qué usted lo percibe como tal?

Respuesta: “En la ley del antiguo Oriente, Babilonia, Asiria, el Código de Hammurabi, hace más de 3.000 años, la opinión predominante era que los miembros de la familia son propiedad de quien estaba a su cabecera, y esto se reflejaba en la legislación. Supongamos que un constructor erigía una casa que se derrumba como resultado de su negligencia, y en el accidente muere el hijo del dueño de la casa. ¿Cuál era el castigo en esa época? Matar al hijo del constructor, no al constructor. Violador que se aprovecha de una virgen de cualquier otro, el castigo consiste en aprovecharse de la esposa del violador”.

Y así continua el retirado juez Mazus: “Aparece el judaísmo, con la renovación revolucionaria de las leyes bíblicas, y dijo en varias versiones: ‘Los padres no morirán por los hijos, ni los hijos morirán por los padres’, ‘Cada uno por su pecado morirá y ‘El hijo no será responsable del pecado del padre y el padre no será responsable por los pecados del hijo’. Posteriormente la justicia universal adoptó la idea y prohibió el castigo colectivo”

¿Como todo esto se relaciona con la realidad israelí? Muy simple, la facilidad con que jueces de la Corte Suprema de Justicia, con el justificativo de ser una medida disuasiva, avalan la decisión del gobierno israelí de demoler viviendas donde convivían terroristas palestinos  que cometieron crímenes contra civiles.  

EL EJÉRCITO DE ISRAEL DEMUELE UNA VIVIENDA PALESTINA EN CISJORDANIA

Para calificar el posicionamiento de la Corte, Mazuz afirma: “Es muy difícil no ver en la demolición de casas un castigo colectivo. Castigan a familiares inocentes, incluso cuando no hay indicios de su participación o conocimiento de los actos de terrorismo. Y generalmente se trata de viviendas donde vive todo el clan. No conozco ningún otro ámbito judicial donde se imponga castigo no a la persona que cometió el delito. Desde mi punto de vista este es un caso extremo. Las demoliciones de viviendas nos están causando a diario un daño internacional. ¿Crees que estos hechos solo se ven aquí? ¿Acaso no saben que todos los años esta temática es materia de propuestas contra Israel en Asambleas anuales del Consejo de Derechos Humanos en Ginebra y en otros foros internacionales?”

Tampoco se necesita ser un experto en estrategia o seguridad para llegar a la conclusión de lo falaz que significa justificar la demolición de vivienda familiar donde convivía un terrorista palestino con la idea que pueda actuar como mecanismo disuasivo de otros potenciales terroristas. Desde 1967 se estima que Israel demolió más de 28 mil viviendas de palestinos en Gaza y Cisjordania. Hoy está claro que toda esa injusticia y daño a la imagen de Israel en el mundo no logró disuadir a ningún palestino. Hoy en día somos testigos que, una tras otra, hasta mujeres jóvenes salen armadas de un cuchillo de cocina a matar judíos a sabiendas que difícilmente retornen vivas y que, seguramente, el destino de la vivienda de su familia sea la demolición.

La demolición de viviendas de familias de terroristas palestinos tiene un solo motivo, y no es la seguridad para disuadir futuros terroristas, sino político. Se trata de satisfacer el perverso instinto que se ha enraizado en amplias capas de la población judía israelí de hacer sufrir a población palestina, no importa si no se logra detener el terrorismo. Nada más provechoso y recolector de apoyo popular para un político israelí que la ola de placer que representa para una mayoría de la población judía de Israel ver las ruinas de una vivienda palestina.

Por supuesto, las viviendas de terroristas criminales judíos, y los hubo no pocos, como el asesino del primer ministro Rabin, están intactas y nadie se imagina que el Estado Judío sea capaz de tocarlas. Son judíos y no palestinos.

Resulta llamativo que poco más de 70 años llevaron a judíos de Israel al olvido de la epopeya de quienes no se sintieron disuadidos y lucharon por la liberación nacional judía en Israel, aun frente al peligro real e inmediato de la horca inglesa. Incomprensiblemente, hoy en día piensan que demolición de vivienda puede disuadir objetivos idénticos de otro pueblo.   

Se debe tener claro que, en tanto y en cuanto la visión de la mayoría de la población israelí continue con la idea de no separarse geográficamente de los palestinos para poder continuar con la colonización de Cisjordania, necesariamente consolidará el ya existente estado binacional con población palestina oprimida sin derechos civiles. Bajo esa realidad el terrorismo y el derramamiento de sangre se convertirá en una realidad casi diaria en donde la demolición de viviendas palestinas no lo detendrá y solo incrementará la aversión y actos de desprecio hacia Israel y judíos en el mundo.

Ojalá me equivoque

Daniel Kupervaser

Herzlya – Israel 25-12-2021

http://daniel.kupervaser.com/

kupervaser.daniel@gmail.com

@KupervaserD

Israel demuele un edificio de viviendas familiares dejando a 21 palestinos sin techo en Jerusalén ocupada

27 de diciembre de 2021

Israel ha incrementado las demoliciones y la incautación de propiedades y tierras palestinas en especial en los barrios de Jerusalén ocupada, donde se aceleran los planes para vaciar la ciudad ocupada de sus habitantes históricos.

21 personas, la mayoría son niños y ancianos, dormirán al aire libre a partir de esta noche, donde las temperaturas llegarán a bajo cero. Uno de los palestinos que su vivienda fue demolida es una persona con necesidades especiales.

La familia Mustafa de la localidad de Al-Isawiya en Jerusalén ocupada, es la propietaria del edificio de tres pisos demolido hoy por la ocupación israelí que en pocos minutos fue convertido en escombros ante los ojos de sus moradores y los vecinos del sector.

Una de las propietarias ha explicado que funcionarios israelíes apoyados y protegidos por militares, expulsaron a los moradores, cerraron la zona y una excavadora procedió a demoler el edificio. La afectada indicó que las autoridades de la ocupación israelí justificaban esta nueva demolición debido a que la edificación no cuenta con los permisos israelíes, a pesar de que las familias llevan años solicitando permisos que las autoridades israelíes de ocupación niegan otorgar cuando se trata de edificaciones para palestinos. Esta actuar es parte de la estrategia israelí de impedir la presencia de los habitantes históricos en Jerusalén.

Según la legalidad internacional Israel carece de jurisprudencia sobre los territorios ocupados, y es un crimen de guerra demoler viviendas y desplazar a civiles bajo ocupación militar extranjera.

Otras 100 familias palestinas de Jerusalen Este están pendientes de ver sus casas destruidas, así como una clínica, debido a los planes de reurbanización que tiene la municipalidad israelí. Cabe resaltar que el coste de estas demoliciones corre a cargo de los propietarios de las viviendas que en caso de no poder pagar incurren una pena de cárcel.

Mas demoliciones en Hizma en Jerusalén ocupada

Hoy las fuerzas de ocupación demolieron 10 instalaciones comerciales en la localidad de Hizma, al noreste de la Jerusalén ocupada, que corresponden a fuentes de ingresos para sus propietarios y un centenar de trabajadores, lo que hará que decenas de familias palestinas queden sin sus fuentes de ingresos.

Todos los informes palestinos e internacionales coinciden en que la ocupación ha intensificado la demolición de viviendas e instalaciones desde principios de este año, incluido el reciente informe emitido por la Oficina de Asuntos Humanitarios de las Naciones Unidas «OCHA» en Palestina, que confirmó el macabro incremento en el número de viviendas demolidas por las autoridades de la ocupación, alcanzando este año un aumento del 21% respecto al mismo período del año pasado.

El informe de OCHA confirmó que el número de palestinos desplazados como consecuencia de las demoliciones y toma de sus viviendas aumentó en un 28% durante los primeros nueve meses del presente año, además del fuerte aumento en el número de instalaciones y viviendas demolidas.

Fuente: Corresponsal de PalestinaLibre.org en Jerusalén ocupada

Qatar y la AP acuerdan suministrar gas israelí a la central eléctrica de Gaza

Foto: un camión cisterna con banderas qataríes que transporta combustible para la única central eléctrica de Gaza llega al paso fronterizo de Rafah, en el sur de la Franja de Gaza, el 28 de junio de 2021 [SAID KHATIB/AFP via Getty Images].

28 de diciembre de 2021

Qatar, la Autoridad Palestina (AP) y la compañía eléctrica de Gaza acordaron el domingo avanzar en un proyecto a largo plazo para suministrar gas israelí a la central eléctrica de Gaza, según un comunicado.

El comunicado, emitido por el enviado de Qatar a la Franja de Gaza, Mohammad al Emadi, afirmaba que su país había firmado un memorando para invertir 60 millones de dólares en la creación de un gasoducto para transportar el gas israelí a la central eléctrica de Gaza.

Según el comunicado, el acuerdo definitivo sobre la iniciativa -Gaza para Gaza- no se ha alcanzado y aún podrían pasar meses o años.

La iniciativa, que fue descrita por The Times of Israel como un complejo esfuerzo diplomático, implica a Hamás, la AP, Qatar, Egipto y la Unión Europea, entre otros actores.

Gaza lleva más de 16 años sufriendo un déficit crónico de electricidad desde el bombardeo israelí de su única central eléctrica, que funciona con gasóleo importado.

El proyecto pretende sustituir el combustible diésel por gas procedente de Israel.

La transición de Gaza del combustible diésel al gas natural se considera una solución importante para la crisis eléctrica del enclave.

Gaza tiene una gran cantidad de reservas de gas natural, pero Israel ha impedido a los palestinos utilizar este gas.

Según la propuesta, el gas natural fluiría desde el yacimiento de gas Leviatán de Israel, situado frente a la costa de Gaza. La UE y Qatar pagarían el gasoducto y el gas.

Fuente: M.O.E

 

Presidente palestino insta a fortalecer los lazos con Estados Unidos

Jerusalén, 22 dic (EFE).- El presidente de la Autoridad Nacional Palestina (ANP), Mahmud Abás, se reunió hoy en Cisjordania ocupada con el asesor de Seguridad Nacional de Estados Unidos, Jake Sullivan, e instó a «seguir fortaleciendo las relaciones bilaterales» con ese país.

El mandatario palestino llamó además a «superar los obstáculos que se interponen» entre su Gobierno y Washington, según informó hoy la agencia oficial de noticias palestina Wafa.

«El presidente enfatizó la necesidad de detener las acciones unilaterales israelíes que socavan la solución de dos Estados y a implementar los acuerdos firmados por ambas partes, con el fin de comenzar un proceso político real», agregó Wafa.

Entre las acciones unilaterales sobre las que alertó Abás se incluyeron la construcción de asentamientos, los ataques de colonos israelíes contra palestinos y la expulsión de residentes palestinos de barrios de Jerusalén, entre otras.

Sullivan, por su parte, reiteró el compromiso de Estados Unidos por la solución de dos Estados y dijo que es necesario que las partes tomen acciones conjuntas que permitan avanzar hacia la paz y estabilidad de la zona.

El vínculo entre la ANP y la Casa Blanca se vio severamente dañado durante la presidente de Donald Trump y se reestableció con la llegada del actual presidente estadounidense, Joe Biden, quien aún no ha cumplido su promesa de reabrir el consulado para palestinos en Jerusalén, cerrado en 2019.

El encuentro tuvo lugar en el palacio presidencial de la Muqata, en la ciudad cisjordana de Ramala, parte de una visita de Sullivan a la región, donde entre ayer y hoy se reunió también con varios líderes israelíes, incluido el primer ministro, Naftali Benet, el presidente, Isaac Herzog, y los ministros de Defensa y Exteriores, con quienes abordó sobre todo las negociaciones sobre el pacto nuclear con Irán. EFE

Fuente: https://www.swissinfo.ch/spa/palestina-eeuu_presidente-palestino-insta-a-fortalecer-los-lazos-con-estados-unidos/47212688

Tres prisioneras palestinas inician huelga de hambre

Foto de archivo 
Fuentes: SANA

Tres prisioneras palestinas anunciaron ayer una huelga de hambre para protestar contra los continuos crímenes y brutales prácticas del ocupante israelí contra las prisioneras.

Medios palestinos citaron al Club de Prisioneros Palestinos diciendo en un comunicado ayer que “las prisioneras son Marah Bakir, Shorouk Dwayat y Mona Qaadan e iniciaron una huelga de hambre abierta”

Señaló que, hace unos días, el ocupante detuvo las tres en celdas aisladas en la prisión de Damon, e impidió cualquier visita a las mismas.

Esto eleva a cuatro el número de prisioneros palestinos que están en huelga de hambre en las cárceles israelíes, entre ellos Hisham Abu Hawash, huelguista desde hace 126 días.

Aproximadamente 5.000 prisioneros palestinos, incluidas 31 mujeres, enfrentan duras condiciones de detención y 600 de ellos necesitan una intervención médica urgente.

Los hornos tradicionales ayudan a los habitantes de Gaza a superar el desempleo y la escasez de combustible

23 de diciembre de 2021

Para los lugareños, este utensilio de cocina tradicional les da la seguridad de que su comida se cocinará con la mejor calidad.

Al encontrarse sin trabajo como consecuencia del brote de coronavirus en Gaza, el panadero Ehab Atef Oud, de 36 años, pasó de hacer pan a fabricar el utensilio perfecto para hornear: hornos de barro.

«Solía trabajar en una panadería en Abasan Al-Kabira. Debido al estallido del COVID-19, mis circunstancias cambiaron. Ahora hago unos hornos tradicionales de arcilla y heno, que compro, y los vendo a la gente», dice a MEMO.

«La mayoría de los jóvenes de Gaza están desempleados, no hay oportunidades de trabajo. Elegí este oficio porque vivo en un pueblo y a la gente le gustan estos hornos».

«Hay que dejar el horno de barro bajo la luz del sol para que se seque y pueda soportar el calor de la cocción. En invierno tarda de dos a tres días en secarse».

Los hornos de barro, dice, hacen que los alimentos y las bebidas tengan un sabor diferente. «Mi abuela me dijo que el horno de barro es diferente a la cocina de gas. A mí me pareció un sabor extraordinario».

Para los lugareños, este utensilio de cocina tradicional les da la seguridad de que sus alimentos se cocinarán con la mejor calidad. «Podemos hacer pan con él y estar seguros de que el pan saldrá bien, hecho a mano y limpio», dice uno de los clientes de Ehab.

«El horno de barro es lo mejor que tenemos. A veces no tenemos gas para cocinar, así que venimos aquí a cocinar todo».

Categorías
 

Belén, la turística cuna de Jesús asediada por Israel

Foto: Un servicio religioso cristiano se lleva a cabo fuera de la Gruta en la Iglesia de la Natividad hace tres dìas. (Foto Abbas Momani / AFP)

Por Emma Grand

Belén, el poblado donde nació Jesús de Nazareth hace 2000 años, es hoy una pequeña ciudad turística de unos 30.000 habitantes (administrada desde 1995 por el gobierno de Palestina), en la que solo en la temporada festiva de diciembre recibe a más de tres millones de visitantes, entre viajeros, curiosos y creyentes religiosos provenientes de dentro y fuera de los territorios palestinos, que quieren conocer el lugar donde se desarrolló una de las historias más importantes de la humaniad, es el nacimiento del Niño Dios del cristianismo.

“Belén es ahora una ciudad en Cisjordania y no tiene nada de bucólico o parecido a un belén. (…) Si nos remontamos a los tiempos de la historia de Jesús de Nazaret, hace dos mil años, en realidad era un pequeño pueblo de unas cientos de almas”, refiere una investigación sobre la figura de Jesús, La historia de Jesús de Nazaret, escrita por Gerardo Ferrara para el portal de la Carfundación.

El centro de Belén, conocido en la actualidad como la “Ciudad Vieja”, y en la que habitan hoy unas 5.000 personas, se encuentran los monumentos más atractivos de la ciudad, entre ellos, la Basílica de la Natividad, cuya construcción en siglo IV después de Cristo, encargada por la madre de Constantino el Grande, se hizo sobre el establo donde nació Jesús de Nazaret, para preservar ese espacio sagrado.

Patrimonio de la Humanidad, es una construcción compartida por la Iglesia Ortodoxa Griega, la Iglesia Apostólica Armenia y la Iglesia Católica.

Entrada de la Iglesia de la Natividad. (AFP)

El punto de atención de esta basílica se encuentra en la Gruta de la Natividad, donde se cree es el lugar exacto donde nació Jesús de Nazaret. Un espacio pequeño y angosto semirectangular cubierto por paredes irregulares de roca natural identificado con una estrella de plata de 14 puntas, elaborada en 1717, y adornada con una inscripción que reza Hic de Virgine Maria Jesus Christus natus est.

Los fieles cristianos rezan dentro de la Gruta en la Iglesia de la Natividad, hace tres días. (Foto Abbas Momani / AFP)

La entrada a este templo es totalmente gratuita y para poder llegar a la Gruta hay que tener mucha paciencia por la cantidad de personas que vistan el luegar. Las colas, sobre todo en temporada de Navidad, son muy largas. “Para acceder a la gruta deberéis esperar una larguísima cola, que llega a ser agobiante en los instantes previos de bajar a la misma, donde se encuentra el lugar exacto donde se cree nació Jesús” confirma el bloguero de origen español que está detrás del blog Los viajes de Domi.

Estrella situada en el lugar exacto donde se cree nació Jesús. Imagen del bloguero de Los viajes de Domi durante su visita a la Gruta de la Natividad.

La iglesia de la Gruta de la Leche, edificada en 1872 sobre la cueva donde María, José y el niño Dios se escondieron durante la matanza de niños ordenada por el rey Herodes, es otro de los monumentos más visitados en Belén.

“Saliendo de la Basílica de la Natividad, a mano izquierda, encontraréis una calle repleta de diversas tiendas por la que se llega a la Gruta de la Leche, otro de los lugares más importantes que ver en Belén. Se trata de una cueva irregular, excavada en roca blanda blanca, donde se cree se escondieron José, María y Jesús en su camino a Egipto, para huir de la Masacre de los Inocentes, una matanza de niños de hasta 2 años de edad en busca del profetizado futuro Rey de los Judíos, ordenada por el rey Herodes”, reseña el bloguero.

En el siglo V se construyó en este lugar una iglesia bizantina de la que solo quedan parte del mosaico en el piso de la actual iglesia católica que fue levantada en 1872.

“La leyenda cuenta que una gota de leche se derramó del pecho de la Virgen María mientras amamantaba al niño y tiñó el lugar de blanco. Esta historia dio lugar a que muchas mujeres que están intentando quedar embarazadas se acerquen a este lugar a orar”, agrega. 

La Gruta de la Leche. Foto del blog Los viajes de Domi.

El Campo de los Pastores, situado a unos tres kilómetros de Belén, sobre una colina al este de la ciudad, es otro de los monumentos de visita obligada por los turistas, debido a que en este lugar, según la tradición cristiana, se cree que apareció el Ángel que hizo el primer anuncio del nacimiento de Cristo.

«No temáis, pues os anuncio una gran alegría, que lo será para todo el pueblo: os ha nacido hoy en la ciudad de David, un salvador que es el Cristo Señor; y esto os servirá de señal: encontrareis un niño envuelto en pañales y acostado en un pesebre»…

Este lugar, donde los pastores subían con su rebaño, se construyó un santuario.

Esta iglesia fue decorada con imágenes que hacen alusión a este evento religioso. Sobre la puerta de entrada luce el ángel de la anunciación y las capillas están adornadas con representaciones de escenas de la anunciación a los pastores y de la llegada al nacimiento. En los aledaños del santuario hay numerosas grutas descubiertas en las excavaciones dirigidas por el Padre Virgil Corvo en el año 195.

Los otros dos monumentos de la tradición cristiana más emblemáticos de Belén son la Calle de la Estrella, famosa por sus comercios y porque se cree que por ahí pasaron los tres Reyes Magos siguiendo la estrella hasta el establo donde nació el Niño Dios; la plaza del Pesebre, situada justo en el centro de la ciudad, muy cerca de la Iglesia de la Natividad; y el mercado de Belén. 

El conflicto de décadas entre Israel y Palestina no pasa desapercibido en la vida diaria de esta ciudad, y es que la ocupación militar israelí, aunado al muro construido por sus gobiernos que bloquea la entrada y salida, junto a los fuertes controles, afecta el turismo, principal entrada económica para la población de Belén.

Y es que la única manera de llegar a Belén, construida en las faldas de los montes de Judea, hoy centro de Palestina, es a través de Jerusalén, capital israelí, situada a unos 9 kilómetros de distancia, por lo que Israel es parada obligatoria para toda persona que quiera conocer el poblado donde María, en compañía de José, dio a luz a Jesús. 

El alcalde de Belén, Anton Salman, en una entrevista concedida en 2018 a Radio Francia Internacional denunció que las políticas del gobierno de Israel perjudican el turismo en Belén.

“Israel quiere aprovecharse del turismo, no quiere que los visitantes se queden en la ciudad o en un hotel. Quieren usar nuestros lugares sagrados y nuestra ciudad como un lugar de paso, para entrar y salir. No quieren que nadie duerma aquí o gaste dinero, pero no lo logran del todo porque Belén es Belén, la Natividad es la Natividad y no hay alternativa. Los turistas quieren venir a Belén”.

Esta denuncia es confirmada por turistas que han visitado Belén con la agencia Civitatis, empresa que sobresale en el buscador de Google cuando se ingresa el término Belén.

En las opiniones de las personas que han contratado sus servicios para conocer Belén, que por supuesto deben hacerlo desde Israel, destacan quejas como que fueron visitas muy rápidas y que no los dejaron visitar la ciudad ni recorrer los lugares turísticos como la calle La Estrella y el mercado, ni conocer todos los templos sagrados construidos sobre los lugares donde se desarrolló parte de la historia del nacimiento de Jesús. 

Calle La Estrella en Belén.

“La calle de la Estrella, sus comercios locales y la mezquita la vimos desde la acera de enfrente. Te llevan a una tienda donde te cobran todo en dólares a precios desorbitados que nada se corresponden al lugar y no solo eso, sino que alegan que allí no se pagan impuestos. ¡Menos Mal!”, escribió uno de los clientes de la agencia.

“Casi dos horas de trayecto para un destino de 8 km., nadie daba una explicación, nos cambiaron varias veces de minibús, tratándonos como borregos y sin ningún guía, dando vueltas entre carreteras, una autentica vergüenza de excursión, después en una hora escasa de visitar, nos llevan a una tienda de recuerdos y de vuelta en las mismas circunstancias. Un timo total”, opinó otro de los clientes.

“La guía Miriam muy cordial y clara en su explicación. Me hubiera gustado que además de visitar la Iglesia de la Natividad pudiéramos recorrer algo del centro histórico de la ciudad. Pero estuvo bien igual”, fue el comentario de otro cliente.

“El tour operador bien, pero la visita es bastante caótica y a toda prisa porque la iglesia de la Natividad es un caos. También te recomiendan no comprar nada por la calle ni en tiendas (ni opción casi tienes porque te llevan a la carrera), te dicen que al final te llevarán a tiendas de artesanos cristianos que necesitan el dinero para vivir y tal… La tienda tiene los artículos al triple del precio de otros sitios y no parece gente con problemas económicos precisamente”, escribió otro de los clientes.

“Un tour demasiado rápido, me hubiera gustado ver algo más de Belén”, fue la opinión de otro cliente.

“La visita a Belén es rápida y solo a los puntos de interés, no te dejan dar ni una vuelta por el mercado”, comentó otro cliente.

“Muy poca información, deberían programar antes Belén que Jericó para ver bien la iglesia de la Natividad. No dio tiempo ni a darnos una vuelta, ni ver los grafitis del muro”, escribió otro cliente. 

Los palestinos convirtieron el muro construido por Israel es una éxpresiòn artística de protesta.

El muro de Israel, otro atractivo de Belén

Pese a ser una edificación totalmente negativa para los residentes de Belén, parte del muro de hormigón de ocho metros de altura construido por el gobierno israelí que separa a Belén de Israel, es otro atractivo turístico de la ciudad donde nació Cristo por los grafitis de protesta por la política bélica contra Palestina que lo adornan, muchos elaborados por artistas locales y extranjeros.

El bloguero de Los viajes de Domi reseña en su blog que Banksy, “el grafitero más famoso del planeta, ha contribuido a que este lugar se convierta en uno de los más importantes que ver en Belén, incluso existen tours guiados por Palestina, ya que ha dejado su huella en varias partes del muro como muestra de apoyo a su causa”.

Agrega el bloguero en su texto que escribió tras su visita a Belén, que “varias de estas obras se encuentran en el tramo del muro que pasa por Belén, como la niña que cachea al soldado, que se encuentra dentro de una tienda de bebidas, los ángeles abriéndose paso en el muro, localizados frente al Banksy’s Shop, junto a un gran número de grafitis que cubren el muro y la paloma con rama de olivo en el pico y chaleco antibalas con la diana del francotirador, ubicada en diagonal, frente a una de las torres israelíes y que pretende poner a la paloma ‘en el punto de mira’ de la misma. Además a lo largo del muro encontraréis muchos otros grafitis muy interesantes”. 

The Walled Off Hotel, o el hotel con las peores vistas del mundo.

En su escrito también destaca el hotel The Walled Off (El amurallado), el cual es conocido como el hotel con “las peores vistas del mundo”, debido a que las ventanas dan hacia el muro bordeado de alambres de púas.

El bloguero señala que las habitaciones de este hotel están personalizadas “por algunos de los mejores artistas del mundo, entre ellos Banksy, Sami Musa y Dominque Petrin, y en el que se ubica una galería artística de creadores locales. Un proyecto, financiado por Banksy, que reconoceréis por un letrero luminoso y la estatua de un chimpancé uniformado de botones en la puerta”.

“Quizás el grafiti más icónico de Banksy sea el Hombre Lanzador de Flores, uno de los más conocidos del planeta y una de las obras de arte callejero más importantes que ver en Belén”, agrega. 

Otra vez Belén cerrada por la pandemia

Desde el comienzo de la pandemia mundial por Covid-19, la ciudad turística de Belén se ha visto fuertemente afectada por las medidas de control de frontera por parte de Israel. En diciembre de 2020 “la Iglesia de la Natividad estaba cerrada, al igual que la mayoría de las tiendas de recuerdos, y los hoteles que suelen agotar las reservaciones con meses de antelación estaban desiertos.

Este año no parece cambiar el panorama por la continuidad de la pandemia. Aunque el gobierno de Israel había flexibilizado el pasado 1 de noviembre los controles de entrada y salida a Belén, la nueva cepa ómicron volvió a restringir el acceso a la ciudad, por lo que se espera otra Navidad con el mínimo de visitas a la cuna de Jesús.

Fuente: https://ultimasnoticias.com.ve

100 palestinos heridos en el ataque de colonos al pueblo de Burka

Foto: los soldados de ocupación israelíes atacan a civiles palestinos en Burka, la ocupada Cisjordania, el 23 de noviembre de 2021. (Crédito: Ayman Nubani / WAFA) 

NABLUS, jueves 23 de diciembre de 2021 (WAFA) – Según fuentes médicas unos 100 civiles palestinos sufrieron hoy heridas leves y moderadas durante los enfrentamientos con las fuerzas de ocupación israelíes, que estallaron poco después de que cientos de colonos israelíes protegidos por el ejército intentaron irrumpir y atacar la aldea.

La Media Luna Roja Palestina (PRC) dijo a WAFA que 33 palestinos, incluido un periodista, resultaron heridos después de ser golpeados con balas de acero recubiertas de goma, mientras que otros 67 sufrieron asfixia por inhalación de gas lacrimógeno disparado por el ejército israelí.

PRC agregó que una niña fue tratada por conmoción después de que un grupo de violentos colonos israelíes atacara la casa de su familia en las afueras de la aldea.

Dos vehículos de ambulancia también fueron alcanzados por soldados israelíes con granadas paralizantes y botes de gas lacrimógeno.

Las entradas a la aldea han sido cerradas con montículos de tierra por las fuerzas de ocupación israelíes desde ayer para permitir el acceso de miles de colonos israelíes al sitio cercano de Homesh, un asentamiento israelí anterior a 2005 al que los grupos de colonos ultraortodoxos están instando al gobierno israelí para permitirles regresar allí.

Hoy se vieron decenas de autobuses llenos de colonos israelíes en Repute 60, adyacente a la aldea, mientras los colonos arrasaban la calle principal Jenin-Nablus y bloqueaban el acceso de vehículos palestinos y atacaban a otros.

Aunque la violencia y el vandalismo de los colonos israelíes son habituales durante todo el año, los ataques y actos de vandalismo de los colonos israelíes se intensificaron durante la semana pasada en la Cisjordania ocupada, especialmente en la provincia de Naplusa.

¿Por qué se le permite a Israel adueñarse de la historia palestina?

Foto: un manifestante palestino levanta una bandera nacional mientras se enfrenta a las fuerzas de seguridad israelíes, durante una manifestación contra el establecimiento de puestos de avanzada israelíes en tierras palestinas, en Beit Dajan, al este de Nablus, en la Cisjordania ocupada, el 12 de noviembre de 2021. [JAAFAR ASHTIYEH/AFP vía Getty Images].

21 de diciembre de 2021

Por Ramzy Baroud

Un informe de investigación en Haaretz – «Documentos clasificados revelan masacres de palestinos en el 48 – y lo que sabían los líderes israelíes» – es una lectura obligada. Debería ser leído en particular por todos los que se consideran «sionistas», así como por aquellos que, por cualquier razón, apoyan a Israel, en cualquier parte del mundo.

«En la aldea de Al-Dawayima… las tropas de la 8ª Brigada masacraron a un centenar de personas», informó Haaretz, aunque el número de las víctimas palestinas aumentó posteriormente a 120. Uno de los soldados que presenció aquel horrible suceso declaró ante una comisión gubernamental en noviembre de 1948: «No hubo batalla ni resistencia. Los primeros conquistadores mataron entre 80 y 100 hombres, mujeres y niños árabes. A los niños los mataron rompiéndoles el cráneo con palos. No había una casa sin gente asesinada en ella».

El reportaje de Haaretz, de casi 5.000 palabras, está repleto de detalles tan dolorosos: historias de ancianos palestinos que no pudieron huir de la invasión sionista y la limpieza étnica de la Palestina histórica (1947-48), y fueron alineados contra varios muros y masacrados; de una mujer mayor a la que dispararon a quemarropa con cuatro balas; de otros ancianos que fueron hacinados en una casa que luego fue bombardeada por un tanque y granadas de mano; de muchas mujeres palestinas violadas. Las historias devastadoras siguen y siguen.

Los historiadores suelen referirse a la forma en que Palestina fue limpiada étnicamente de sus habitantes nativos haciendo la típica afirmación de que los refugiados palestinos eran «…los que huyeron o fueron expulsados de sus hogares». El uso de la palabra «huyeron» ha sido explotado por los partidarios de Israel, que afirman que los palestinos abandonaron Palestina por su propia voluntad.

También fue Haaretz quien, en mayo de 2013, informó sobre cómo el padre fundador y primer primer ministro de Israel, David Ben Gurion, había fabricado la historia para proteger la imagen de Israel. El documento número GL-18/17028, que se encontró en el archivo militar israelí, demostró cómo la historia de los palestinos que «huyeron» -supuestamente a instancias de los gobiernos árabes- fue inventada por los propios israelíes. Lamentablemente, como demuestran las últimas revelaciones desenterradas por Haaretz, los palestinos que se quedaron atrás por su discapacidad, edad o enfermedad no se salvaron; fueron masacrados de la forma más horrible que se pueda imaginar.

Sin embargo, algo más me llamó la atención del último informe del periódico israelí. Los delirantes dirigentes israelíes insistieron (y siguen insistiendo) en que los que llevaron a cabo los numerosos y espeluznantes asesinatos fueron pocos y no representan la conducta de todo un ejército. Es importante señalar aquí que «ejército» se refiere a las milicias sionistas, algunas de las cuales operaban bajo el título de «banda».

Además, siempre se ha hecho mucho hincapié en el concepto de «moralidad» cuando se trata de los que llevan los uniformes que representan al Estado de ocupación. Así, «los fundamentos morales de Israel» estaban, según aquellos primeros «sionistas éticos», en peligro por la mala conducta de unos pocos «soldados», léase milicianos y mujeres, e incluso «terroristas».

«En mi opinión, todos nuestros fundamentos morales han sido socavados y tenemos que buscar la manera de frenar estos instintos», dijo Haaretz, según el entonces ministro de Inmigración y Sanidad, durante una reunión del comité gubernamental.

Shapira, que representaba la voz de la razón y la ética en Israel en aquella época, no estaba discutiendo el derecho de Israel a establecerse sobre las ruinas de la Palestina colonizada -y finalmente destruida-. Tampoco cuestionaba la matanza de decenas de miles de palestinos ni la limpieza étnica de cientos de miles durante la Nakba. En cambio, se refería y protestaba contra los excesos violentos que siguieron a la Nakba, una vez asegurado el futuro de Israel y la destrucción de Palestina.

Una enorme manifestación de decenas de miles de personas marcha desde el Embankment hasta Hyde park en solidaridad con el pueblo palestino el 22 de mayo de 2021 en Londres, Inglaterra. [Guy Smallman/Getty Images]

Ni que decir tiene que muy pocos israelíes, si es que hay alguno, han rendido cuentas por los crímenes del pasado. Setenta y tres años después, las víctimas palestinas siguen clamando por una justicia que sigue aplazada.

La marca de sionismo «humanista» de Shapira, con su moral selectiva e interesada, sigue existiendo en la actualidad. Por extraño que parezca, la propia línea editorial de Haaretz es la manifestación perfecta de esta supuesta dicotomía sionista.

A algunos les puede parecer que esta conclusión es algo dura. Sionistas o no, pueden protestar por el hecho de que Haaretz haya expuesto al menos estas masacres y la culpabilidad de los dirigentes israelíes. Sin embargo, estas suposiciones son sumamente engañosas.

Generación tras generación de palestinos, junto con muchos historiadores palestinos -e incluso algunos israelíes- han conocido la mayoría de estas masacres «previamente desconocidas», como las de Reineh, Meron (Mirun) y Al-Burj, tal y como informa Haaretz. La suposición aquí es que estas masacres eran «desconocidas» hasta que no fueron reconocidas por los propios israelíes. Dado que la línea editorial de Haaretz se rige por la propia narrativa histórica malinterpretada de Israel, las matanzas y la destrucción de estas aldeas simplemente no se produjeron oficialmente hasta que un investigador israelí reconoció que lo hicieron.

Walid Khalidi, uno de los historiadores más autorizados de Palestina, ha sido consciente, como muchos otros, de estas masacres durante décadas. En su libro fundamental, All That Remains: The Palestinian Villages Occupied and Depopulated by Israel in 1948, Khalidi habla de Al-Burj, de la que el único signo de su existencia es ahora «una casa desmoronada… en la cima de la colina».

El historiador palestino habla con detalle de lo que queda del pueblo de Meron (Mirun): «Aunque la parte árabe de la aldea fue demolida, todavía quedan en pie varias habitaciones y muros de piedra. Uno de los muros tiene una abertura rectangular en forma de puerta y otro tiene una entrada arqueada». Sus registros son muy precisos.

No es la primera vez que una admisión de culpabilidad israelí, aunque siempre condicionada, se considera la validación del sufrimiento palestino. Cada afirmación palestina sobre la mala conducta israelí, aunque pueda ser verificada por testigos oculares y supervivientes, o incluso filmada, sigue siendo cuestionable hasta que un periódico, un político o un historiador israelí reconoce su validez. ¿Por qué se permite a Israel adueñarse de la historia palestina de esta manera?

Nuestra insistencia en la centralidad de la narrativa palestina es más urgente que nunca, porque marginar la historia palestina es una forma de negación de esa historia por completo; la negación del pasado sangriento y del presente igualmente violento. Desde el punto de vista palestino, el destino de Al-Burj no es diferente al de Yenin; el destino de Mirun no es diferente al de Beit Hanoun; y el destino de Deir Yassin no es diferente al de Rafah – de hecho, toda la Franja de Gaza.

Recuperar la historia no es un ejercicio intelectual, es una necesidad. Sí, hay repercusiones intelectuales y éticas, pero también hay consecuencias políticas y jurídicas. Los palestinos no necesitan reescribir su propia historia, porque ya está escrita. Es hora de que quienes han prestado mucha más atención a la narrativa israelí abandonen ese sofisma y, por una vez, escuchen las voces palestinas. La verdad que transmite la víctima es muy diferente a la que afirma el agresor.

Ramzy Baroud es periodista, autor y editor de Palestine Chronicle. Es autor de varios libros sobre la lucha palestina, entre ellos «La última tierra»: Una historia palestina’ (Pluto Press, Londres). Baroud tiene un doctorado en Estudios Palestinos de la Universidad de Exeter y es un académico no residente en el Centro Orfalea de Estudios Globales e Internacionales de la Universidad de California en Santa Bárbara. Su sitio web es www.ramzybaroud.net.

Fuente: Monitor Medio Oriente en Español

 

Los cristianos se enfrentan a la desaparición por los grupos israelíes radicales, advierten los líderes religiosos

22 de diciembre de 2021

Los cristianos de los territorios palestinos ocupados se enfrentan a la «amenaza de extinción» por parte de grupos israelíes «radicales», han advertido los líderes de las iglesias en un sorprendente mensaje en vísperas de la Navidad. Han pedido ayuda a la comunidad cristiana mundial de 2.300 millones de personas.

«En los últimos años, las vidas de muchos cristianos se han hecho insoportables por grupos locales radicales con ideologías extremistas», dijo Francesco Patton, Custodio de la Iglesia Católica en Tierra Santa. En un artículo publicado en el Daily Telegraph, advirtió de la amenaza de los extremistas israelíes. «A pesar de dos mil años de servicio fiel, nuestra presencia es precaria y nuestro futuro está en peligro».

Patton es también el guardián de los lugares religiosos cristianos en Tierra Santa. «Donde antes éramos el 20% de la población de Jerusalén, hoy la comunidad cristiana cuenta con menos del 2%», señaló.

Antes de la creación de Israel en 1948, los cristianos palestinos eran la segunda comunidad religiosa más importante, y representaban más del once por ciento de la población total. Las oleadas de limpieza étnica que los palestinos llaman la Nakba («Catástrofe») han reducido su número hasta su actual nivel de «extinción».

La captura violenta, la anexión ilegal y la ocupación militar de Jerusalén por parte de Israel ha acelerado la huida de los cristianos palestinos de su país. Los grupos de derechos humanos han descrito el dominio de Israel sobre el territorio como una forma de apartheid bajo el cual los palestinos cristianos también son tratados como ciudadanos de segunda y tercera clase.

Patton explicó que la vida de los cristianos se ha hecho insoportable porque los grupos judíos radicales pretenden «liberar la Ciudad Vieja de Jerusalén de su presencia cristiana, incluso el barrio cristiano».

La persecución de los cristianos palestinos ha aumentado de forma alarmante. «En los últimos años hemos sufrido por la profanación de nuestros lugares sagrados, la vandalización de nuestras iglesias, las ofensas a nuestros sacerdotes, monjes y fieles», dijo. «La frecuencia de estos delitos de odio hace que familias y comunidades que han vivido aquí durante generaciones se sientan incómodas en sus propios hogares».

Patton afirmó que los grupos radicales israelíes están «librando una guerra de desgaste contra una comunidad sin ganas de luchar», antes de instar a la comunidad cristiana mundial a ayudar a los cristianos palestinos que se enfrentan a la amenaza de extinción.

El arzobispo de Canterbury, Justin Welby, pronunció un mensaje similar en un artículo para el Times escrito conjuntamente con el arzobispo anglicano de Jerusalén, Hossam Naoum. En unas declaraciones que deberían hacer sonar la alarma en todo el mundo cristiano, los dos líderes dijeron que cuando se habla con los cristianos palestinos de Jerusalén hoy en día, a menudo se les oye decir: «Dentro de 15 años, no quedará ninguno de nosotros».

Llamando a sus seguidores a «rezar por los cristianos que están siendo expulsados de Tierra Santa», Welby y Naoum advirtieron que «en la cuna de la Iglesia, los fieles están disminuyendo ante la intimidación y la discriminación».

En el artículo del Times se mencionan los detalles de una declaración conjunta de los líderes de la Iglesia, incluyendo los «ataques sostenidos de grupos radicales marginales» contra los cristianos e «innumerables… agresiones físicas y verbales contra sacerdotes y otros clérigos, y… iglesias cristianas».

Los arzobispos añadieron que «el crecimiento de las comunidades de colonos [israelíes] y las restricciones a los desplazamientos provocadas por el muro de separación de Cisjordania han agravado el aislamiento de las aldeas cristianas y reducido las posibilidades económicas y sociales».

Los comentarios de los líderes eclesiásticos provocaron una reacción de la Junta de Diputados de los Judíos Británicos, que ha pedido una reunión con el Arzobispo de Canterbury para discutir lo que describen como pasajes «profundamente preocupantes» del artículo del Times.

Fuente: Monitor Medio Oriente en Español 

LOS CONCEPTOS, OPINIONES E INFORMACIONES EMITIDAS EN PALESTINASOBERANA.INFO SON RESPONSABILIDAD DIRECTA DE QUIENES LAS ELABORAN Y NO NECESARIAMENTE REPRESENTAN LA POLÍTICA EDITORIAL DE ESTE MEDIO
Shale theme by Siteturner