Egipto importa un volumen récord de gas procedente de Israel

Foto: una vista de la plataforma del yacimiento de gas natural Leviatán en el Mar Mediterráneo es fotografiada desde la ciudad costera del norte de Israel, Cesarea, el 19 de diciembre de 2019 [JACK GUEZ/AFP vía Getty Images].

09 de junio de 2022

Egipto ha alcanzado un nuevo récord de importaciones de gas de Israel en el primer trimestre del año.

Según el boletín semanal del Middle East Economic Survey (MEES), El Cairo importó 720 millones de pies cúbicos diarios de Israel en marzo, lo que equivale a más de 20 millones de metros cúbicos al día.

El informe añade que Egipto también representó un máximo histórico -el 26,5%- de la producción de gas de Israel durante el mismo periodo.

Este hecho es la última señal de la creciente cooperación entre Israel y Egipto en el sector energético, tras la decisión de El Cairo de comenzar a importar gas israelí en 2020, después de que Dolphinus Holdings de Egipto firmara dos años antes la compra de 64.000 millones de metros cúbicos de gas israelí durante una década, en un acuerdo por valor de 15.000 millones de dólares.

En 2020 Israel se convirtió en un proveedor clave de gas natural para Egipto tras iniciar la producción de sus yacimientos de gas en alta mar de Tamar y Leviatán. Se suministran aproximadamente 5.000 millones de metros cúbicos de gas al año a la península egipcia del Sinaí a través de un gasoducto submarino desde Israel.

«Se espera que Egipto esté tomando volúmenes récord de gas israelí, aunque los niveles actuales son superiores a los volúmenes contractuales. Egipto busca mantener las exportaciones de GNL [gas natural licuado], y la importación de gas israelí es un aspecto importante de ello», dijo Peter Stevenson, editor del Mediterráneo Oriental en MEES, a Al-Monitor.

En consonancia con las ambiciones de Tel Aviv de convertirse en un centro energético regional y en la alternativa europea al gas ruso, Israel comenzó a exportar gas a Egipto a través de una nueva ruta vía Jordania en marzo. El Ministerio de Energía israelí también ha cartografiado unos 25 bloques de exploración en el mar Mediterráneo, que pretende utilizar en su próxima ronda de licitaciones de licencias de exploración de gas natural en alta mar.

Sin embargo, algunos de estos planes han llevado a Israel a entrar en disputas marítimas con el vecino Líbano. El lunes, el movimiento libanés Hezbolá advirtió a Israel que no trabajara en el yacimiento de gas de Karish, situado en la zona marítima en disputa.

Egipto también quiere renovar sus planes para convertirse en un centro regional de gas con sus dos instalaciones de GNL, pero estos planes dependen de su capacidad para aumentar las importaciones de gas para su posterior reexportación y, por tanto, requieren una mayor dependencia de Israel.

Fuente: Monitor Medio Oriente 

LOS CONCEPTOS, OPINIONES E INFORMACIONES EMITIDAS EN PALESTINASOBERANA.INFO SON RESPONSABILIDAD DIRECTA DE QUIENES LAS ELABORAN Y NO NECESARIAMENTE REPRESENTAN LA POLÍTICA EDITORIAL DE ESTE MEDIO
Shale theme by Siteturner