La desidia de la justicia y la pertenencia étnica. El caso de homicidios de árabes israelíes

25 de septiembre de 2021

La creciente ola de crímenes dentro de la sociedad árabe israelí arribó durante los dos últimos años, y especialmente durante el último mes, a una situación inadmisible. Según informes mediáticos, durante el año 2020 en Israel fueron asesinados, especialmente por bandas de criminales, 112 personas, mientras que hasta la fecha durante este año ya se está pisando las primeras 100 víctimas mortales. Estos datos, que expresan una tasa de homicidios de aproximadamente 6 por cada 100 mil habitantes, deben ser enfrentados con el número 1,4 que es el promedio general de Israel para 2019 según informaciones de ONU

Fuera del horror por los crímenes en sí, lo que en esta circunstancia llama la atención, es el hecho de una significativa desidia, hasta el momento, por parte de la policía y la justicia en evitar tales crímenes, como así también aclararlos y enjuiciar a los culpables una vez cometidos. Frente a altos índices de esclarecimientos de crímenes de todo tipo en la sociedad israelí en general (mayormente victimas judías), la gran mayoría de los mismos hechos en la sociedad árabe israelí quedan en la impunidad.

Mas llamativas son las posiciones que en algunos casos forman parte de argumentaciones que de alguna manera justifican esta pasividad por parte de la justicia israelí. Se trata de expresiones como “los árabes se matan entre ellos”, “es un problema que ellos lo tienen que resolver” “no hacen nada ni ayudan al esclarecimiento”.

No hay ningún trabajo que justifique fehacientemente estas conductas como base de la argumentación, solo relatos y chismes. Pero mucho más importante es que, aun siendo verídico, el hecho que eleven esas argumentaciones exhibe una llamativa ignorancia de las obligaciones de un estado democrático hacia sus ciudadanos.

La seguridad colectiva y personal de los ciudadanos de un estado es una de sus principales funciones y motivos de su creación. Los árabes del caso son ciudadanos de Israel, y, por lo tanto, el estado tiene la obligación de protegerlos, apresar a quienes los atacan y juzgarlos según el caso. Deslindar responsabilidad por el hecho de pertenecer a un grupo étnico “no afín” con aquellos que dominan el país, conlleva necesariamente a la proyección al mundo de la imagen de un estado con bases racistas

Por sobre todo lo mencionado, para judíos de la diáspora, el uso de este tipo de argumentación que puede liberar de responsabilidad de un estado por tratarse de un problema de un grupo étnico marginal, tiene una connotación muy significativa. ¿No será que la desidia e inoperancia de la policía y justicia argentina para esclarecer, detener y juzgar a los responsables de los atentados de la Embajada de Israel y AMIA, tal como reiteradamente lo expresa el liderazgo judío argentino, se basan en el mismo principio que proponen ciertos judíos respecto de la responsabilidad de Israel ante los inadmisibles homicidios de ciudadanos árabes?

Ojalá me equivoque

Daniel Kupervaser

Herzlya – Israel 25-9-2021

http://daniel.kupervaser.com/

kupervaser.daniel@gmail.com

@KupervaserD

LOS CONCEPTOS, OPINIONES E INFORMACIONES EMITIDAS EN PALESTINASOBERANA.INFO SON RESPONSABILIDAD DIRECTA DE QUIENES LAS ELABORAN Y NO NECESARIAMENTE REPRESENTAN LA POLÍTICA EDITORIAL DE ESTE MEDIO
Shale theme by Siteturner