Nuevo impulso al BDS: el ayuntamiento de Lancaster se desvincula de las empresas israelíes

Foto: cajas de cereales Cinnamon Toast Crunch de la marca General Mills Inc. a la venta en una tienda en White Plains, Nueva York, Estados Unidos, el viernes 19 de marzo de 2021 [Tiffany Hagler-Geard/Bloomberg vía Getty ImageS].

Otra moción de apoyo a la campaña mundial de Boicot, Desinversión y Sanciones (BDS) contra Israel ha sido aprobada por un ayuntamiento del Reino Unido. Los concejales del Ayuntamiento de Lancaster aprobaron a finales del mes pasado una moción para «condenar las infracciones del derecho internacional por parte de Israel y la matanza de civiles palestinos» e instar a la adopción de políticas de desinversión en empresas israelíes activas en asentamientos ilegales.

La aprobación de la moción significará que el consejo escribirá al Fondo de Pensiones del Condado de Lancashire y a la Asociación Local de Pensiones -parte del Plan de Pensiones del Gobierno Local- «instando a que adopten políticas que les obliguen a desprenderse de todas las empresas activas en los asentamientos ilegales israelíes en Palestina y de todas las empresas armamentísticas que suministran armas a Israel».

Según se informa, el consejo del condado tiene actualmente unos 8 millones de libras (11 millones de dólares) invertidos en empresas israelíes vinculadas a asentamientos ilegales de judíos en la Cisjordania ocupada. Se dice que el Fondo de Pensiones del Condado de Lancashire ha realizado inversiones en tres empresas que realizan negocios en asentamientos ilegales israelíes en Palestina. Según una investigación de la Campaña de Solidaridad con Palestina, esas empresas son General Mills, Booking.com y Bank Hapoalim BM.

La concejala O’Dwyer-Henry presentó la moción tras el bombardeo de 11 días de Israel sobre Gaza, que mató a más de 250 palestinos, entre ellos mujeres y niños. «Los abusos de los derechos humanos [de Israel] y las violaciones del derecho internacional son atroces e innegables», dice O’Dwyer-Henry en el Jewish Chronicle mientras se dirige a la reunión del consejo. «Votando a favor de esta moción podemos desempeñar nuestro pequeño papel en un movimiento global de BDS en oposición a la muerte y la destrucción diarias desatadas en Palestina».

O’Dwyer-Henry también mencionó la necesidad de hacer frente a los esfuerzos del gobierno de los Tory del Reino Unido para prohibir que los ayuntamientos boicoteen los productos israelíes. «Votando a favor de esta moción estaremos enviando un mensaje al gobierno, que está planeando introducir nuevas leyes que prohíban a los ayuntamientos ejercer nuestros derechos democráticos para apoyar el BDS», dijo O’Dwyer-Henry.

Un segundo miembro del consejo que apoya la moción habló del «riesgo para la reputación» de invertir en empresas israelíes. «[El fondo tiene] opciones y uno de los propósitos de esto es decir que hay riesgos de reputación si seguimos invirtiendo en empresas que están operando en territorios palestinos ilegalmente ocupados», dijo la concejala de los Verdes Gina Dowding, añadiendo: «La gente… quiere saber que el dinero de sus pensiones no viene de ninguna empresa que esté abusando del sistema internacional y haciendo cosas ilegales».

El Ayuntamiento de Lancaster se convierte en la segunda institución de la autoridad local en menos de un mes que desinvierte de empresas israelíes. En junio, el Fondo de Pensiones de Lothian, en Edimburgo, desafió las presiones para unirse al boicot contra el Banco Hapoalim. El banco israelí es una de las nueve instituciones financieras que figuran en la base de datos de la ONU de empresas que ayudan a desarrollar, ampliar o mantener los asentamientos y sus actividades mediante la concesión de préstamos para viviendas y el desarrollo de negocios en esas zonas.

La moción se produce también tras la publicación de informes históricos que concluyen que Israel es culpable de crímenes contra la humanidad por imponer un régimen de apartheid en Palestina. En abril, Human Rights Watch (HRW) se unió a otros destacados grupos para declarar que el Estado de ocupación estaba cometiendo crímenes de apartheid y persecución. En enero, el grupo israelí de derechos humanos B’Tselem afirmó que Israel «promueve y perpetúa la supremacía judía entre el mar Mediterráneo y el río Jordán». Ambos se hicieron eco de las conclusiones del informe de la ONU de 2017, que concluyó que Israel sí practicaba el apartheid.

Fuente: Monitor Medio Oriente en Español 

LOS CONCEPTOS, OPINIONES E INFORMACIONES EMITIDAS EN PALESTINASOBERANA.INFO SON RESPONSABILIDAD DIRECTA DE QUIENES LAS ELABORAN Y NO NECESARIAMENTE REPRESENTAN LA POLÍTICA EDITORIAL DE ESTE MEDIO
Shale theme by Siteturner