Palestina pidió a la Corte Penal Internacional que acelere la investigación de los ‘crímenes de ocupación’

28 de junio de 2021

También pidió «la pronta apertura de investigaciones sobre los crímenes de ocupación contra la Ciudad Santa, incluido el desplazamiento forzado de ciudadanos en el barrio Sheikh Jarrah y la ciudad de Silwan».
Palestina instó este domingo a la Corte Penal Internacional (CPI) a investigar urgentemente los «crímenes de la ocupación israelí» en los territorios palestinos ocupados, y más específicamente en Jerusalén.

La petición se produjo por medio de un comunicado del Ministerio de Relaciones Exteriores palestino, del que la Agencia Anadolu recibió una copia.

Palestina apeló al fiscal de la Corte Penal Internacional, Karim Khan, y le pidió que «se dé prioridad a los casos transmitidos por el Estado de Palestina y sujetos a una decisión de investigación».

También pidió «la pronta apertura de investigaciones sobre los crímenes de ocupación contra la Ciudad Santa, incluido el desplazamiento forzado de ciudadanos en el barrio Sheikh Jarrah y la ciudad de Silwan».

La Cancillería indicó que está intensificando sus esfuerzos en todo el mundo y con centros de toma de decisiones para «exponer los crímenes y violaciones de la ocupación y los colonos contra el pueblo en general, y contra Jerusalén, sus lugares santos y sus ciudadanos en especial».

Palestina renovó su llamado al secretario general de las Naciones Unidas, Antonio Guterres, para «activar e implementar inmediatamente el sistema de protección internacional del pueblo palestino».

En marzo pasado, la CPI anunció la apertura de una investigación sobre «crímenes de guerra» cometidos en los territorios palestinos ocupados.

En 2018, Palestina presentó una solicitud a la Corte Penal Internacional por un caso de crímenes israelíes que incluía tres casos: asentamientos, prisioneros y agresión contra Gaza (por los ataques de 2014).

El barrio de Sheikh Jarrah se enfrenta casi a diario a ataques de las fuerzas de ocupación y colonos contra sus habitantes y contra quienes se solidarizan con ellos.

Además, 86 familias de la ciudad de Silwan, es decir, más de 725 personas, están amenazadas de ser desalojadas de sus hogares en beneficio de la organización de asentamientos israelí Aterat Cohanim.

Las asociaciones de asentamientos israelíes afirman que las casas palestinas en ambos vecindarios se construyeron en tierras que pertenecían a judíos antes de 1948, acusaciones que los lugareños niegan.

Los planes de ocupación han provocado un aumento de la violencia en las últimas semanas entre los palestinos y la Policía israelí.

Fuente: Agencia Anadolu

LOS CONCEPTOS, OPINIONES E INFORMACIONES EMITIDAS EN PALESTINASOBERANA.INFO SON RESPONSABILIDAD DIRECTA DE QUIENES LAS ELABORAN Y NO NECESARIAMENTE REPRESENTAN LA POLÍTICA EDITORIAL DE ESTE MEDIO
Shale theme by Siteturner