El post de Emma Watson muestra que las calumnias de antisemitismo de Israel están empezando a romperse

Foto: la actriz británica Emma Watson en Londres el 17 de octubre de 2021 [JUSTIN TALLIS/AFP/Getty Images].

11 de enero de 2022

Por Asa Winstanley

La actriz de Harry Potter, Emma Watson, fue calumniada el lunes por un funcionario israelí racista. Más adelante hablaremos de ello.

Pero primero, es importante señalar que el gobierno israelí siempre ha fabricado calumnias de antisemitismo contra sus enemigos.

Esto se remonta a la fundación del propio Estado de Israel en 1948, sobre las fosas comunes de palestinos.

Los primeros en ser calumniados de esta manera fueron los propios palestinos. Las falsas acusaciones de antisemitismo inventadas por Israel y el lobby israelí contra el movimiento de solidaridad con Palestina son, por tanto, una extensión de la campaña de desinformación del proyecto sionista de colonos-coloniales contra los propios palestinos.

Los diplomáticos y propagandistas israelíes han mantenido durante mucho tiempo que la oposición del pueblo palestino al despojo de su propia tierra no estaba motivada por ningún sentimiento de injusticia, sino simplemente por el racismo antijudío. Esto se considera, en el marco orientalista europeo-imperialista estándar, como algo misteriosamente endémico en las sociedades musulmanas y árabes.

Esto es, por supuesto, una tontería. Más que una tontería, es una mentira venenosa y racista.

Los palestinos se oponen al movimiento sionista -y a su creación, Israel- porque ha significado y sigue significando la expulsión, las masacres, el apartheid, la dictadura militar y la desposesión para ellos y sus hijos y los hijos de sus hijos.

El hecho de que Israel se autocalifique como «Estado judío» es irrelevante. Los palestinos se opondrían a cualquier proyecto político y/o religioso que los expulsara de sus propias tierras de la misma manera o similar.

Precisamente porque las injusticias de Israel se han hecho cada vez más evidentes para un número cada vez mayor de personas, el movimiento sionista y el lobby israelí se han apoyado cada vez más en fabricaciones de antisemitismo.

Los propagandistas de Israel saben que no pueden ganar los argumentos en un debate abierto. Así que en lugar de intentar vencer a los activistas derrotando sus argumentos, intentan cerrarlos, cancelarlos, prohibirlos y -en Palestina especialmente- encarcelarlos.

Pero las acusaciones maliciosamente falsas de antisemitismo contra los enemigos de Israel se han vuelto tan atroces que la mayoría de la gente ya no las cree.

El antisemitismo armado -una herramienta del arsenal israelí casi tan poderosa, a su manera, como las armas nucleares no declaradas que posee- está empezando a perder su potencia.

Todo ello nos lleva de nuevo a Emma Watson.

El lunes, publicó en Instagram una declaración muy sosa de solidaridad con el pueblo palestino. Con una foto de fondo de manifestantes solidarios sosteniendo banderas palestinas, Watson publicó el pie de foto: «La solidaridad es un verbo».

No era una declaración polémica. Pero el mero reconocimiento de la existencia de los palestinos y sus partidarios levantó la ira y el odio de Israel y su lobby.

Danny Danon, ex embajador de Israel ante las Naciones Unidas y actual presidente del ala internacional del partido oficial de la oposición israelí Likud, atacó el post de Watson en Twitter, afirmando que demostraba que era una «antisemita».

Por supuesto, como es habitual, no se presentó absolutamente ninguna prueba de este supuesto «antisemitismo».

Pero la respuesta de Danon fue especialmente atroz. No hubo ninguna pretensión de «matizar», sino que fue una afirmación abierta e inequívoca de que hacer incluso la más anodina declaración de solidaridad con los palestinos significa que se es antisemita ipso facto.

Lo que muchos comentaristas pasaron por alto fueron dos hechos importantes: es el propio Danny Danon el verdadero racista, y el post de Danon también mostró que él, como todos los sionistas, es el verdadero antisemita.

En toda la cobertura de la corriente principal sobre el post de Watson y su recepción (los escritores de los titulares de The Guardian afirmaron engañosamente que había llevado a una «pelea de antisemitismo») se perdió exactamente quién es Danon.

Es un notorio fanático antipalestino.

Esto debería haber sido informado, pero en su mayor parte no lo fue. Como escribió mi colega de The Electronic Intifada Nora Barrows-Friedman: «Danon es un político de extrema derecha que ha llamado al «suicidio nacional» palestino y tiene un largo historial de incitación racista contra árabes y africanos».

Y como dijo muy bien el usuario de Twitter Jonathan Kennedy, Danon: «Equiparar el apoyo a los palestinos con el antisemitismo presume que la represión del pueblo palestino es una cualidad inherentemente judía, que es el verdadero sentimiento antisemita aquí».

Algunos sionistas liberales temían que la calumnia de Danon contra Watson fuera demasiado «burda» y que, por tanto, no se creyera.

Tenían razón en tener miedo. La reacción contra Danon fue inmensa y masiva, y fue ridiculizado y denunciado por sus terribles calumnias.

Pero al contrario de lo que les preocupa a los sionistas liberales en cuanto a la disminución de la potencia de su antisemitismo armado, esta caída es muy de agradecer y debería haberse producido hace tiempo.

Sobre el autor de este artículo: 

Asa Winstanley:  editor asociado con The Electronic Intifada, Asa Winstanley es un periodista de investigación que vive en Londres y que visita Palestina regularmente desde 2004. 

Fuente: Monitor Medio Oriente 

Ocupación israelí detuvo a 390 palestinos en el 2021 por supuesta «incitación a la violencia» en las redes sociales

11 de enero de 2022

Las autoridades de ocupación israelíes detuvieron a 390 palestinos el año pasado por supuesta «incitación a la violencia» en las redes sociales, según ha informado el Centro de Estudios de los Presos Palestinos. Según el portavoz de medios de comunicación del centro, en 2021 se produjo una importante escalada en las campañas de detenciones israelíes contra palestinos por cargos relacionados con el contenido de las redes sociales.

Riyad Al-Ashqar añadió que las detenciones rutinarias de palestinos por actividades en las redes sociales por parte de Israel constituyen una política punitiva utilizada como elemento disuasorio por el Estado de ocupación. El objetivo, en su opinión, es encarcelar al mayor número posible de niños, mujeres y jóvenes. «El Estado no sólo persigue a los palestinos sobre el terreno, sino también en el mundo virtual».

Señaló el caso de Omar Hashlamoun, de 17 años, de Jerusalén, que fue detenido por una publicación en Facebook en la que escribió: «No estoy seguro de mi larga existencia en este mundo, pero espero haber inculcado a todos un buen recuerdo que permanecerá para siempre».

Apenas unos minutos después de publicar esta inocua declaración, su padre recibió una llamada de agentes de la inteligencia israelí que le dijeron que Omar sería investigado. El chico fue entonces interrogado bajo la sospecha de «amenaza de acto terrorista» y sometido a torturas, violencia y presión psicológica.

Al-Ashqar señaló que las autoridades de ocupación israelíes han creado una unidad especial en línea que sigue las publicaciones de los palestinos en las redes sociales. A los ojos de los israelíes, las fotos de mártires y las noticias sobre atentados contra palestinos se consideran críticas a la ocupación.

El aumento del número de personas detenidas por «incitación a la violencia» en Internet ha despertado la preocupación de las organizaciones de derechos palestinos por la libertad de expresión. En varios países, las críticas válidas a Israel y su ocupación de Palestina se consideran «antisemitismo» y, por tanto, contrarias a la ley.

Human Rights Watch (HRW) acusó en octubre a Facebook de haber eliminado y «suprimido injustamente» contenidos palestinos durante la ofensiva militar israelí en la Franja de Gaza el pasado mes de mayo, incluyendo debates relacionados con cuestiones de derechos humanos. «Facebook ha eliminado y suprimido indebidamente contenidos de palestinos y de sus partidarios, incluso sobre los abusos contra los derechos humanos cometidos en Israel y Palestina durante las hostilidades de mayo de 2021», informó HRW.

«Con el espacio para este tipo de defensa bajo amenaza en muchas partes del mundo», añadió Deborah Brown, investigadora principal de derechos digitales y defensora del organismo de derechos humanos, «la censura de Facebook amenaza con restringir una plataforma crítica para el aprendizaje y la participación en estos temas.»

Fuente: Monitor Medio Oriente en Español 

Asociaciones de DDHH manifiestan que la decisión israelí de ampliar los asentamientos en los Altos del Golán es una violación del derecho internacional

10 de enero de 2022

HAIFA, miércoles 5 de enero de 2022 – El 26 de diciembre de 2021, el gobierno israelí aprobó un plan estimado en 1.000 millones de shekels israelíes (unos 286 millones de euros) para promover el «crecimiento demográfico» judío israelí en el Golán ocupado a Siria para el periodo 2022-2025.

En respuesta, el 3 de enero de 2022, Adalah – El Centro Legal para los Derechos de las Minorías Árabes en Israel y Al-Marsad – Centro de Derechos Humanos Árabes en los Altos del Golán enviaron una carta al fiscal general (AG) Avichai Mandelblit y al primer ministro Naftali Bennett exigiendo la cancelación del plan sobre la base de que la decisión constituye una flagrante violación del derecho internacional, que se aplica a los Altos del Golán, como un territorio ocupado.

El objetivo del plan es duplicar la población de colonos judíos israelíes en el Golán en un plazo de cinco años, añadiendo 23.000 habitantes y construyendo 7.300 viviendas adicionales. Para ello, el plan pretende acelerar el establecimiento previsto de dos nuevos asentamientos y trasladar o construir fábricas para crear puestos de trabajo para los nuevos residentes.

El plan también pretende desarrollar y fortalecer el sector agrícola del Consejo Regional del Golán y promover la adopción de un plan maestro integral para Katzrin («Qatzrin» – el mayor asentamiento israelí en el Golán), con el objetivo de aumentar por lo menos su población en 50.000 residentes en los próximos 20 años, hasta 2040.

Tal y como argumentan Adalah y Al-Marsad, este plan se apoderará aún más de las tierras que pertenecen a los residentes sirios del Golán y a los refugiados que fueron expulsados de él, que actualmente se calcula que son medio millón de personas.

Se calcula que el 95% de los Altos del Golán está actualmente bajo la jurisdicción de las localidades de los asentamientos, cuyos residentes constituyen sólo el 50% de los habitantes de los Altos del Golán. Esto ha provocado una escasez de tierras y una crisis de desarrollo para las 28.000 personas que residen en las cinco localidades árabes sirias que sobrevivieron a la guerra. Este grupo se limita ahora a sólo un 5% de la zona (unos 56 kilómetros cuadrados).

Además, estas zonas extremadamente limitadas están sujetas a muchas restricciones: de los 56 kilómetros cuadrados, 11 Km cuadrados han sido clasificados como reservas naturales, además de las tierras asignadas al plan de turbinas eólicas. Las localidades de los asentamientos judíos israelíes controlan las tierras de 341 pueblos sirios cuyos habitantes fueron expulsados en 1967. La aplicación del plan del gobierno conducirá a un mayor uso de esas tierras en beneficio exclusivo de los colonos judíos israelíes, lo que constituye una flagrante violación del derecho internacional.

En la carta, las organizaciones de derechos humanos argumentaron que la anexión unilateral de los Altos del Golán por parte de Israel y la aplicación de la ley israelí a estos territorios, así como el reconocimiento por parte de la administración del ex presidente estadounidense Donald Trump de la «soberanía» israelí sobre ellos, no cambian su condición de territorio ocupado.

El Consejo de Seguridad de la ONU, en la resolución 497, adoptada por unanimidad en 1981, rechazó firmemente la anexión de los Altos del Golán por parte de Israel y la declaró nula y sin efecto jurídico internacional. Por tanto, el derecho internacional humanitario (DIH) se aplica a los Altos del Golán ocupados.

El plan del gobierno israelí es contrario al derecho internacional, ya que implica la expropiación de propiedades ocupadas por razones distintas a la necesidad militar y el traslado de la población del Estado ocupante al territorio ocupado, dijeron las dos organizaciones.

Por lo tanto, Adalah y Al-Marsad consideran además que estos actos equivalen también a crímenes de guerra según el Estatuto de Roma de la Corte Penal Internacional. Además, su aplicación conducirá a la creación de nuevos hechos sobre el terreno que impedirán a los residentes del Golán sirio disfrutar libremente de sus recursos naturales.

Por ello, las organizaciones de derechos humanos exigieron al primer ministro y al fiscal general que trabajen para anular el plan. El abogado de Adalah, Suhad Bishara, declaró: «La extensa y creciente violación de los derechos de los residentes sirios del Golán es un acto ilegítimo que viola flagrantemente el derecho internacional. Los intentos de normalizar la ocupación del Golán sirio no tienen validez en el derecho internacional y el estatus de los Altos del Golán sigue siendo de territorio ocupado.»

El abogado de Al-Marsad, Karama Abu Saleh, añadió: «La expansión de los asentamientos en los Altos del Golán no sólo viola las normas del derecho internacional humanitario y de los derechos humanos, sino que profundiza la realidad discriminatoria contra los nativos en lo que respecta a sus derechos de uso de los recursos naturales. Esto agrava la situación en la que los colonos tienen privilegios en la recepción de presupuestos y en el acceso a los recursos naturales, mientras que los nativos sufren la escasez de tierras y otras crisis.»

Fuente: WAFA 

Represión israelí contra palestinos deja 12 heridos en Cisjordania

Foto: un Soldado israelí lanza gases lacrimógenos en medio de enfrentamientos con manifestantes en la Cisjordania ocupada, 7 de enero de 2022. (Foto: AFP)

12 de enero de 2022

Al menos 12 palestinos han resultado heridos en un ataque de los soldados del régimen de Israel a los manifestantes contra el aumento de la agresión israelí.

El martes, se produjeron enfrentamientos entre las fuerzas israelíes y los jóvenes palestinos a la entrada de la ciudad de Al-Bireh, en el centro de la Cisjordania ocupada, después de que los soldados del ejército del régimen ocupante atacaran brutalmente a los manifestantes que protestaban por el aumento de la violencia contra los palestinos y la detención de varios estudiantes durante un asalto de los israelíes a la Universidad de Birzeit, en los territorios ocupados, el lunes.

Según informa la Media Luna Roja Palestina (MLRP), los soldados del ejército israelí dispararon gases lacrimógenos y balas de metal recubiertas de goma para dispersar a los manifestantes, hiriendo a 12 personas. También, se han reportado detenciones.

Los uniformados israelíes han sido ampliamente criticados por el uso generalizado y sistemático de la fuerza excesiva contra los palestinos. En reiteradas ocasiones, las autoridades palestinas han pedido a Israel el fin de sus agresiones, empero este desoye las advertencias e incluso intensifica las atrocidades contra el pueblo palestino.

Fuente: Hispantv 

LOS CONCEPTOS, OPINIONES E INFORMACIONES EMITIDAS EN PALESTINASOBERANA.INFO SON RESPONSABILIDAD DIRECTA DE QUIENES LAS ELABORAN Y NO NECESARIAMENTE REPRESENTAN LA POLÍTICA EDITORIAL DE ESTE MEDIO
Shale theme by Siteturner