Israel endurece el sitio de la Franja de Gaza, cierra el mar de Gaza e impide la salida de los pescadores

Foto de archivo: Una palestina, entre los restos de una casa de Gaza destruida el jueves en un bombardeo israelí (2019, Reuters)

18 de agosto de 2020

Por Palestinian Centre for Human Rights | 18/08/2020 | Palestina y Oriente Próximo
Fuentes: Palestinian Centre for Human Rights
Traducido del inglés para Rebelión por Paco Muñoz de Bustillo

La mañana del domingo 16 de agosto de 2020 las autoridades israelíes anunciaron el cierre completo del mar de Gaza, supuestamente en respuesta al lanzamiento de globos incendiarios contra los asentamientos israelíes adyacentes a la Franja de Gaza. El coordinador israelí de las actividades gubernamentales en los territorios (COGAT, por sus siglas en inglés) declaró el cierre inmediato y completo del mar de Gaza a partir del domingo por la mañana hasta nueva orden.

La decisión sigue en línea con las decisiones anteriores de las autoridades israelíes de reducir el área de pesca de 15 a 8 millas náuticas, tomada hace 3 días, y el cierre del paso fronterizo de Karam Abu Salem hace cinco días, excepto para el transporte de bienes esenciales para casos humanitarios y de combustible.

Desde la mañana del domingo las lanchas neumáticas israelíes han perseguido y disparado a pescadores palestinos que navegaban entre 1,5 y 3 millas de la costa de la Franja obligándoles a huir y dejar de pescar. Según documentación de los trabajadores de campo del Centro Palestino de Derechos Humanos (PCHR), el 14 de agosto la fuerza naval israelí estacionada al noroeste de Beit Lahia al norte de la Franja de Gaza persiguió a botes de pesca palestinos que navegaban a 3 millas de la costa, abrió fuego contra ellos y les arrojó agua a presión. Como resultado, el pescador Ghaith Eliyan Mohamed Abu Oun (22 años) del poblado de al-Salateen, resultó herido leve por una bala de goma.

Este endurecimiento de las restricciones a la pesca pone en peligro la subsistencia de 4.160 pescadores y de 700 trabajadores en empleos asociados al sector pesquero. Las condiciones de vida de las 27.700 personas que dependen (directa e indirectamente) de esta actividad se verán aún más deterioradas por la decisión de las autoridades israelíes de cerrar por completo el acceso al mar e impedir que los pescadores desarrollen sus faenas libremente. Incluso antes de este endurecimiento, los pescadores gazatíes ya sufrían la imposibilidad de navegar libremente en el área de pesca autorizada debido a los repetidos ataques israelíes en el mar y de la prohibición de entrada del equipo y los suministros necesarios para los pescadores. Por este motivo, cientos de pescadores carecen de la posibilidad de abastecer a sus familias de necesidades básicas como alimentos, medicinas, ropa y educación.

Por si fuera poco, el impacto de las nuevas decisiones israelíes profundizará la crisis humanitaria y la crisis vital de la Franja de Gaza, especialmente al aumentar el desempleo, la pobreza y la inseguridad alimentaria. Las estadísticas anteriores a las recientes restricciones indican una peligrosa tasa de desempleo del 46 %, lo que equivale a 211.300 trabajadores; y del 63 % de desempleo juvenil. Además, según los datos de la Oficina Central de Estadística Palestina, más de la mitad de la población de la Franja vive en situación de pobreza (53 %) y más del 62 % sufre inseguridad alimentaria según la Oficina para la Coordinación de Asuntos Humanitarios de las Naciones Unidas (OCHA).

El PCHR considera que estas decisiones se enmarcan dentro de la política ilegal e inhumana impuesta sobre la Franja de Gaza por las autoridades israelíes desde junio de 2007 y que el cierre absoluto del mar de Gaza es una forma de castigo colectivo y un acto de venganza contra los civiles palestinos.

Fuente: https://www.pchrgaza.org/en/?p=14904

LOS CONCEPTOS, OPINIONES E INFORMACIONES EMITIDAS EN PALESTINASOBERANA.INFO SON RESPONSABILIDAD DIRECTA DE QUIENES LAS ELABORAN Y NO NECESARIAMENTE REPRESENTAN LA POLÍTICA EDITORIAL DE ESTE MEDIO
Shale theme by Siteturner