Brasil evalúa mudar embajada a Jerusalén pero sin dañar relación con mundo árabe

Las banderas israelí y brasileña flamean frente a la embajada brasileña en Tel Aviv. CRÉDITO: JACK GUEZ / AFP

08 de febrero de 2019

Brasil evalúa trasladar su embajada en Israel de Tel Aviv a Jerusalén, pero si lo hace quiere asegurarse de no dañar su relación con el mundo árabe, dijo el jueves el canciller brasileño, Ernesto Araújo.

Consultado en rueda de prensa en Washington sobre la eventual mudanza de la misión diplomática, el ministro dijo que «es algo que se está considerando», sopesando todas sus consecuencias.

«Si tomamos esa decisión, queremos que sea percibida, por supuesto, como positiva para las relaciones Brasil-Israel, pero también positiva, y definitivamente no negativa, para nuestras relaciones con los vecinos de Israel, con el mundo árabe, con el mundo musulmán en general», dijo Araújo.

El canciller recalcó que un paso así requiere «tiempo» y «diálogo» para concretarse y enfatizó que el fin último de Brasil es contribuir a la paz y la estabilidad en Medio Oriente.

«Si se toma esa decisión, haremos todo lo posible para demostrar que es algo que debería contribuir a nuestra inserción en la región de manera pacífica», añadió.

Araújo conversó del tema esta semana en Washington con su homólogo turco, Mevlut Cavusoglu, según dijo a periodistas tras reunirse el miércoles con el secretario general de la Organización de los Estados Americanos (OEA), Luis Almagro.

La promesa del presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, de seguir los pasos de su par estadounidense, Donald Trump, y mover la embajada a Jerusalén, ha generado mensajes contradictorios.

Bolsonaro hizo el anuncio en noviembre tras ganar las elecciones, pero más tarde, ante las objeciones de sus propios aliados y de exportadores de carne a los países árabes, afirmó que eso «no está decidido aún».

Luego, cuando el primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, asistió a su toma de posesión, Bolsonaro aseguró que «la decisión está tomada» y que «sólo falta decidir cuándo será implementada».

Pero la semana pasada, el vicepresidente brasileño, Hamilton Mourao, en funciones de presidente interino por motivos de salud de Bolsonaro, le dijo al embajador de Palestina en Brasilia que «el Estado brasileño, por ahora, no está pensando en ningún traslado de embajada».

Israel considera toda la ciudad de Jerusalén como su capital indivisible, en tanto que los palestinos aspiran a que Jerusalén Este se convierta en la capital de su futuro Estado.

Para la comunidad internacional, el estatuto de la Ciudad Santa tiene que negociarse entre las dos partes, y las embajadas no tienen que instalarse allí hasta que no se haya alcanzado un acuerdo.

Hasta ahora, Brasil, donde conviven comunidades judías y árabes, había mantenido esa postura.

Fuente: Agencia AFP

LOS CONCEPTOS, OPINIONES E INFORMACIONES EMITIDAS EN PALESTINASOBERANA.INFO SON RESPONSABILIDAD DIRECTA DE QUIENES LAS ELABORAN Y NO NECESARIAMENTE REPRESENTAN LA POLÍTICA EDITORIAL DE ESTE MEDIO
Shale theme by Siteturner